¿Por qué es bueno sentarse para comer?

Para nosotros, es algo natural. Pero, ¿cuáles son las razones de esta costumbre?

Cuando piensas en los muebles esenciales en un hogar, ¿consideras una mesa y sillas? Probablemente. Aunque hay culturas en las que las personas comen en el suelo o sobre un cojín, de todas maneras lo hacen sentadas. ¿Por qué?

La explicación más lógica, es que la alimentación es tan importante como el sueño y por eso, nuestro cuerpo debe estar cómodo en ese momento.

Comer de pie o de forma acelerada siempre, causaría consecuencias similares a las que se darían al dormir sentados o incómodos, en vez de descansar en una cama.

Ahora, vamos a la explicación más práctica. Cuando comes sentado/a, tu cuerpo está más consciente de esa acción. Como estamos pendientes de eso, nuestro cerebro asimila la comida y no siente la necesidad de comer más de lo debido. En cambio, si lo hacemos parados o mientras estamos concentrados en otra cosa (teléfono, televisión), probablemente terminemos comiendo más.

A veces, simplemente no tenemos suficiente tiempo para sentarnos a comer, y ante eso, compramos algo y lo llevamos para el camino. ¿Qué ocurre? Comemos más rápido y también aumentamos las posibilidades de comer de más.

tumblrnv5a0mbul21rpuw07o1500.jpg

Tumblr

Al comer sentados, nuestro cerebro envía la señal una vez que nos sintamos satisfechos, sin embargo, cuando comemos parados, esta señal llega cuando ya hemos comido más de lo que deberíamos.

¿Todo esto influye en la digestión? Claro. Para nuestro cuerpo, es más natural que estemos sentados al alimentarnos y gracias a eso, seguirá sus ritmos biológicos y la digestión será buena. Si no estamos relajados y en una posición cómoda, probablemente tendremos peor digestión.