Prepara unos scones de calabacín y queso

Para acompañar el desayuno o como colación, ¡se convertirán rápidamente en tus favoritos!

Los scones, esos deliciosos panecillos ingleses para acompañar el té, no son necesariamente dulces. ¡Intenta versiones saladas con queso!

Estos panecillos son geniales en el desayuno o la colación. ¡No te los pierdas!

Ingredientes

  • 1 taza de calabacín rallado
  • 1 taza de queso cheddar rallado
  • 1 3/4 tazas de harina
  • 2 1/4 cucharaditas de polvo para hornear
  • 2 cucharadas de cebollín picado
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 6 cucharadas de mantequilla fría
  • 2 huevos batidos
  • 1/3 taza de leche

Cómo preparar los scones de tocino y queso cheddar

  1. En un tazón grande, mezcla la harina con el polvo para hornear, el cebollín y la sal
  2. Agrega la mantequilla rallada y mezcla hasta que tenga consistencia arenosa
  3. Agrega la leche y los huevos batidos y mezcla hasta obtener una masa
  4. Incorpora el queso y el calabacín
  5. Pasa a una charola circular engrasada y forma un disco; córtalo en 8 partes
  6. Hornea a 200ºC durante 15 a 20 minutos o hasta que estén dorados

Espera a que se enfríen un poco antes de separar las rebanadas en 8 sones. ¡Provecho!