Conoce las propiedades de la leche de coco

Este dulce regalo de la naturaleza te puede traer más bienestar del que imaginabas.

Este tipo de lácteo vegetal es uno de los muy bondadosos productos de esta fruta tropical, que últimamente está teniendo un gran auge.

Ya hemos hablado de los maravillosos usos y beneficios del aceite de coco, y hoy en día encontramos desde agua hasta mantequilla de este rico fruto, sin embargo, el consumo de la leche cuenta con aún más beneficios.

No hay que confundirla con la también sabrosa agua de coco, ya que la diferencia es mucha. El agua es el líquido claro que se encuentra dentro de la fruta, sin embargo la leche se fabrica al exprimir la carne y recolectando el líquido que se forma. Se puede consumir directo o al cocinar y tiene un gran sabor y textura cremosa.

Este rico líquido contiene vitamina A, B, C y proteína, con lo cual se obtienen bastantes beneficios:

Es antiséptico y bueno para la piel

Lo puedes usar para quemaduras, cortadas pequeñas y rasguños como antiséptico, por sus propiedades curativas para la piel. Incluso se ha comprobado que su primo, el aceite de coco ayuda a reducir arrugas.

Tal es su efecto, que algunas compañías de productos de higiene lo han incluido en el shampoo en vez de químicos dañinos. Las vitaminas que se encuentran en el coco protegen al cabello y a la piel, aunque sus mayores bondades vienen de tomar la leche.

Previene los calambres

Ya que tiene bastante potasio, no sólo ayuda con esta molestia muscular, también la inflamación y los problemas oculares que se asocian con esta deficiencia.

30238720654c69e4c310o.jpg

(cc) phil.lees | Flickr

Ayuda a las gargantas inflamadas

Si la tomas con este malestar, sentirás un alivio inmediato, un descanso en tu garganta. Aunque no está de más complementar con un té de jengibre.

Es un alivio para las úlceras y la gastritis

Lo mismo que con las gargantas inflamadas, es un elemento calmante al sistema digestivo. Además, la puedes consumir sola, o con un poco de chocolate y el sabor será fenomenal.

Previene los resfriados

Gracias a su contenido de vitamina B, ayuda al sistema nervioso y al inmune, manteniendo al cuerpo fuerte inluso en los meses de invierno, cuando los virus de la gripe están por todos lados.

Para perder peso y mantenerlo

El coco es naturalmente bajo en grasas y la leche contiene alrededor de 60 calorías por porción. Sustituir la leche de vaca por la de esta magnífica fruta baja tu consumo de calorías, dejando que el cuerpo se deshaga de esos kilos extras, mientras disfrutas una leche deliciosa. De cualquier manera, no te olvides que sigue conteniendo calorías, por lo que no hay que abusar.

Por último, no olvides que es una gran opción si eres intolerante a la lactosa o a la soya.

Fuente: Beverages and health