Ensalada lyonesa

Uno de los secretos mejor guardados de esta ciudad alpina.

La ciudad de Lyon, Francia, le ha regalado muchas cosas espectaculares al mundo. Aquí estaban la fábrica donde Augusto y Luis Lumière grabaron la primera película de la historia, y la casa en la que inventaron el cinematógrafo, o sea la máquina con la que se hacía cine al principio (espectacular, en el sentido literal). También aquí nació Antoine de St. Exupéry, el autor de El Principito. Un poco menos famosa es la deliciosa ensalada lyonesa, cuyo aderezo consiste en un huevo escalfado. Lleva tocino grueso o lardon, como le llaman allá y vinagre. Pero mejor les paso la recette completa.

Ingredientes

  • hojas de lechugas variadas
  • 2 huevos medianos
  • 100 gr de panceta o tocino grueso en tiritas
  • 2 rebanadas de pan, troceadas y sin corteza
  • 10 jitomates cherry
  • 1 cebolla tierna
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharada de vinagre
  • 1 cucharadita de mostaza de Dijon
  •  1/2 cucharadita de sal

Cómo preparar la ensalada lyonesa

  1. Lava las hojas de ensalada y disponlas en los platos
  2. Pon agua a calentar en un cazo
  3. Para escalfar los huevos, corta dos trozos de papel de film y coloca cada uno en el fondo de un bol pequeño, o un vaso, de manera que queden como un volcán; pincela suavemente los films con unas gotas de aceite: casca el primer huevo y déjalo caer sobre uno de los films; recoge las esquinas del plástico, atándolas y formando un paquete. Repite la operación con el otro huevo.
  4. Cuando el agua rompa a hervir, pon los dos huevos en el cazo y cronometra 4 minutos y medio; pasado ese tiempo, corta rápidamente la cocción pasando los huevos bajo agua fría; reserva
  5. Lava los tomates y córtalos por la mitad; pela la cebolla y córtala; distribuye por encima de la ensalada
  6. Desenvuelve los huevos y sírvelos encima de la ensalada
  7. Saltea el bacon/panceta y el pan troceado en una sartén, sin aceite, y cuando haya cogido color añádelo a los platos
  8. Por último, para hacer la vinagreta, pon la sal, el vinagre y la mostaza en un vaso o bol pequeño y bate un poco; añade el aceite y sigue batiendo para emulsionar

Bon appétit!

Fuente: Cocina para emancipados