Quinoa con espinaca y parmesano

Te traemos una súper ensalada que no lleva lechuga, pero está llena de proteínas y nutrientes.

No podemos negar que también existen modas, o tendencias en el mundo culinario. Esto es innegable, porque cada día aprendemos un poco más sobre la comida, sus propiedades y también en nuevos alimentos que surgen o se estudian en otras partes del mundo. Pasó con el filete de atún y el bacalao.

También pasa con semillas y granos. Como la quínoa, el tesoro sudamericano. Es una súper comida con altos contenidos de proteína y calcio, que además, se prepara de forma simple: como si fuera arroz. Lo genial es que es un alimento muy ecléctico que se puede combinar con muchas cosas.

Ahora, lo vamos a mezclar con otro de esos súper alimentos: la espinaca, agrega un poco de queso y ya tienes un alimento completo y súper delicioso. Así que pongamos manos a la obra.

Ingredientes

  • 1 taza de quinoa, enjuagada
  • 1 1/2 tazas de agua
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1/2 taza de piñones o 1/4 de taza de nueces de girasol
  • 1 diente de ajo, picado (opcional o según la tolerancia)
  • 2 tazas de espinaca bebé fresco, picado
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • 1 taza de queso parmesano rallado

Cómo hacer quinoa con espinaca y parmesano

En una cacerola grande, coloca el agua, la sal y la quinoa a hervir. Reduce el fuego a medio-bajo, coloca la tapa y deja cocinar hasta que la quinua esté suave y el agua se haya absorbido. Apróximadamente tomará 20 minutos. Deja la quinoa a un lado en lo que preparamos lo demás.

En un sartén, calienta aceite de oliva a fuego medio. Agrega los piñones o nueces de girasol y cocina hasta que estén ligeramente tostados (2 min). Agrega el ajo, y déjalo cocinar hasta que se ablande (2 min).

Agrega la quinua y la espinaca. Cocina y revuelva hasta que las espinacas se ablanden. Agrega el jugo de limón y los demás ingredientes, más una pizca de queso. Revuelve hasta que el queso se haya derretido. Sirve espolvoreado con el queso restante.

Fuente: delicious as it looks