Receta para un rico pastel de tres leches, fácil y rápido

Una excelente, y deliciosa receta para elaborar el fin de semana. En especial, para todos aquellos que no les gusta el pastel tan seco.

Sin importar qué tan experto se va volviendo nuestro paladar, hay algunos placeres que nunca nos cansan. Para mí, ese es el caso del pastel de tres leches, que me gusta desde que era pequeña y que con los años nunca ha perdido su encanto.

Como llega el fin de semana, ¿qué mejor momento para recrearlo en tu hogar y regalarlo a aquellas personas que sabes que en verdad lo apreciarán? Te traemos además, una versión que tardarás poco en hacer y disfrutarás mucho al comer.

Tiempo de elaboración | 1 hora
Dificultad | Fácil
Personas | 4

Ingredientes

  • 1 caja de harina para preparar pastel amarillo, o de vainilla
  • 1 1/4 tazas de agua
  • 1 cucharada de aceite vegetal
  • 2 cucharaditas de vainilla
  • 4 huevos
  • 450 ml de leche condensada
  • 1 taza de leche entera o leche evaporada
  • 1 taza de crema de leche
  • 1 lata de betún para pastel esponjoso

Cómo hacer pastel de tres leches

Calienta el horno a 350 ° F . Engrasa y enharina un molde redondo de la medida de tu preferencia.
En un tazón grande, bate la mezcla para pastel, el agua, el aceite, la vainilla y los huevos con una batidora eléctrica a velocidad baja 30 segundos, luego a velocidad media 2 minutos, raspando el recipiente de vez en cuando. Vierte en el molde.

Hornea según las instrucciones en la caja. Cuando esté listo, déjalo reposar 5 minutos. Empuja la parte superior del pastel caliente cada centímetro con un tenedor para reducir la adherencia al molde.

En un tazón grande, mezcla la leche condensada, la leche entera y crema de leche. Vierte esta mezcla cuidadosamente sobre la parte superior del pastel. Tapa y refrigera aproximadamente 1 hora o hasta que la mezcla se absorba en el pastel, y ahora sí: decóralo con el betún.

Fuente: Betty Crocker