Lo bueno y rico de tomar Mate

El simple acto de beber mate tiene muchas más bondades que las que creíamos conocer. Podríamos llegar a decir:¡Bendita yerba mate!

Es grato declarar que tengo una cercana relación con el mate. Mi abuela vivió en Argentina mucho tiempo y cuando volvió nos convenció de que esta bebida era lo mejor para cualquier ocasión. Y así ha sido, no hay viaje, paseo o sobremesa en la que no esté el mate y la magia que produce a su alrededor. Porque no es sólo beberlo, también es un impulsor clave de la conversación.

Para que todo resulte bien debemos tener cerca la hierba mate, la cual tiene entre sus principales compuestos la mateína, muy similar a la cafeína, y que también estimula el sistema nervioso central dejándonos alerta por el tiempo en que lo tomemos. Muchas veces los jóvenes lo ocupan para estudiar o hay quienes lo llevan a la oficina y reemplaza en gran medida al café cuando ya se ha creado dependencia.

Algunas (y por qué no decirlo, también algunos) se sentirán aliviados al saber que la hierba mate es un agente activo a la hora de mejorar la digestión, porque produce bilis, mantiene el colón limpio y reduce las bacterias que provocan el mal aliento. Sin ir más lejos, genera la sensación de saciedad por tanto si está usted en dieta, le presento acá a una gran amiga.

Tan rica en antioxidantes -sí, lo mismo que tiene el té verde-, beber hierba mate nos pega un empujón en la tarea de desintoxicar la sangre, retrasar el envejecimiento y reducir el estrés.

Para seguir sumando a esta lista de cualidades, cabe mencionar que su ingesta mejora nuestros niveles de concentración, energía, claridad y precisión. ¡Qué más le podemos pedir!

Mi abuela estaría encantada y no la cuestiono, porque hablar de las bondades del mate es información de otras bebidas que están al alcance y que aportan salud a nuestro día a día.

Fuente: Vivir Salud