Solomillo de cerdo con salsa de gorgonzola

Una de mis recetas favoritas con el queso gorgonzola. El solomillo de cerdo le viene muy bien porque acompaña muy bien su sabor y textura.

En Navidad no todo tiene por qué ser ternera, grandes asados, etc. De hecho, creo que cada vez más gente intenta cocinar cosas sencillas, que no se compliquen mucho la vida pero que a la vez resulten diferentes a lo que puedan hacer de vez en cuando en un día normal.

Hoy hemos preparado una receta de solomillo de cerdo con salsa gorgonzola. Pero no una salsa cualquiera, la hemos elaborado con crema agria o crema fresca. Se suele encontrar en los supermercados bajo la denominación francesa crème fraîche. Resulta realmente buena para cocinar aportando un toque muy diferente a la nata o crema de leche tradicional.

Tiempo de elaboración | 25 minutos
Dificultad | Fácil
Personas | 4

Ingredientes

  • 200 g de crema agria
  • 2 solomillos de cerdo
  • 100 g de gorgonzola dulce
  • Aceite de oliva, pimienta y sal

Cómo hacer solomillitos con salsa de gorgonzola

En una sartén ponemos a la crema fresca. Con el calor se volverá más líquida de lo que está a simple vista.

gorgonzola1660x440.jpg

Después añadimos el queso, la pimienta y sal. Yo he añadido shichimi togarashi, una mezcla de especias japonesa picante. Removemos hasta que se deshaga el queso y apartamos. No tiene que estar mucho tiempo ya que no hay que espesar la salsa más de lo que ya es.

gorgonzola2660x440.jpg

Después solo quedará hacer el solomillo. Lo cortais en rodajas de unos 2 cm y a la plancha dando el punto que más os guste. Napáis con salsa de gorgonzola y servís caliente.

Consejos y sugerencias

Para acompaña he utilizado el salteado de brocoli que hicimos ayer. Pero la verdad que le puede venir muy bien una compota de manzana o un puré de patatas. Y pensando en Navidad podéis acompañarlo de unas verduras al vapor, que las podéis hacer casi al momento.