Tres tiendas online donde comprar carne. Entrevista

Conoce tres modelos de venta de carne on line diferentes en España. Les hemos entrevistado para que puedas conocerles mejor.

Desde mi punto de vista Internet nos ofrece algo, en cuanto al comercio electrónico, que nos beneficia como ninguna otra cosa. Y es la posibilidad de tener en casa productos que de otra forma sería imposible tenerlos a nuestro alcance. Y eso, en el caso de una persona apasionada por la gastronomía es tremendamente beneficioso. Hoy os hablaremos de tres tiendas on line donde comprar carne en Internet. Y para que les conozcas mejor les hemos hecho un cuestionario.

El cuestionario que les hemos pasado trataba temas desde las causas que les motivaron empezar con el negocio en Internet o otras cuestiones sobre la confianza que ofrecen a los clientes, la respuesta de estos o los inconvenientes más grandes que encuentran en su día a día.

Nos hubiese gustado acercaros más tiendas pero, y hay que ser sincero en esto, no hemos recibido respuesta de otras tres tiendas. Ni si quiera para declinar la oferta. Las tres tiendas que han aceptado nuestro reto han sido: El Club de la Carne, Premiummeat y Carne Villa María.

Carne Villa María

villamaria660x286.jpg

Carne Villa María llevan on line desde el 13 de diciembre de 2010 y asegura Cristina Chacón, su responsable, que no son supersticiosos y que cuando estuvo la tienda lista se lanzaron ” a la aventura sin pensar que lanzábamos en día 13 (no sabes la de gente que me escribió escandalizada por lanzar en 13)”. Pero lo suyo viene de casta, tal vez por eso no sean supersticiosos, y es que pertenece a una familia que lleva “más de 70 años dedicándose al mundo de la carne desde todas las facetas. Han sido productores, distribuidores y carniceros, y conocen muy bien todas las fases de la cadena para poder asegurar una carne rica y de primera, que es lo principal, y lo que da sentido a todo.”

Su sede está en Mercamadrid, “que ya de por sí es un sinónimo de garantía”. Y los clientes pueden saber “en cualquier momento dónde nació el animal del que procede el producto que está consumiendo, con qué se alimentó y en qué fecha se sacrificó, sólo con revisar la etiqueta de nuestros productos”.

Cristina confiesa que en “realidad Carne Villa María es la realización de mi propio sueño personal. Seguir con la tradición familiar de venta de carne, pero abriéndonos al mundo de Internet (rápido, transparente, sin tabúes, hablando con los clientes por cualquier vía…).” Y de hecho el sello personal lo tiene hasta el nombre ya que es homenaje a su madre, María, de esa forma quiere que “la gente coma en su casa la carne que he comido yo toda la vida en casa”.

Su modelo de negocio se basa es acercarse día a día a las personas, y ganarse los clientes. Cristina, indica que es un “trabajo diario” que se basa en ofrecer “los mejores productos y la atención más personalizada posible, e innovar cada día dándoles lo que realmente buscan.” Van para dos años en Internet pero sigue viendo que el principal reto que tienen es la mentalidad de la gente, que no conciben que se “puede comprar carne por Internet. Están acostumbrados a acudir a su carnicería o al supermercado, y no se plantean que la pueden comprar online, al igual que hacen con las naranjas.”

chuletondeternera550x550.jpg

Y además lo tiene cuantificado gracias a las métricas que se pueden obtener del propio Google. Con “la palabra clave “comprar carne online” hay únicamente 480 búsquedas mensuales locales en Google. Pero si la palabra clave es “recetas de carne”, ¡sólo en España hay 74.000 búsquedas al mes! Vamos, que la gente tiene en la cabeza buscar recetas por Internet”.

Aún así no se rinden porque saben que hay negocio en Internet ya que todo son ventajas para los consumidores. Desde “acceder a productos más ricos, seleccionados y frescos”, o hasta ahorrar en precio final ya que ahorran el coste del “carnicero de la cadena de distribución” o algo que se da en todos los sectores de Internet y es que se puede “comprar las 24 horas y los 7 días de la semana sin moverte de tu casa.”

Otro de los retos que tienen que afrontar todos los días es el de la logística en frío. El servicio en Madrid lo realizan con repartidores de la propia empresa, “la atención al cliente es mucho mejor cuando viene de alguien de dentro de la empresa, y nos aseguramos que los envíos están perfectamente controlados.” Pero cuando realizan envíos fuera de Madrid la cosa cambia, como indica la propia Cristina. “Dependemos de una agencia de logística en frío que, además de ser ineficiente en cuanto a los costes (es carísimo!), no nos permite dar a nuestros clientes el servicio que nos gustaría (delicado, controlado, personal)…”

Aún así saben que el servicio que prestan es de calidad y así lo expresan sus clientes que tienen la oportunidad de aprovechar diferentes canales de comunicación en los que se reciben más agradecimientos que otra cosa. A este efecto tienen el teléfono, muy usado, el mail, el muro de facebook, comentarios a los repartidores, gente que escriben posts en sus blogs personales “aunque nada tengan que ver con la carne o el mundo de la cocina. ¡Es alucinante!”

Premiumm Eat

premiumm660x270.jpg

Seguimos por PremiummEat, de las tres tiendas on line dedicadas a la venta de carne es la más joven. De hecho llevan “abiertos” desde mediados de mayo, aunque como dice Pedro Álvarez, uno de los responsables del proyecto, llevan “trabajando en el proyecto casi un año”. Detrás está el Grupo Norteños, “una de las empresas más importantes de cría, sacrificio y distribución de carne de nuestros país con la última tecnología disponible”, asegura Álvarez.

El proyecto, que se inició salvando algunos escollos internos, siendo el “mayor reto cambiar los procesos internos para adecuarnos a un tipo de pedido al detalle y enlazar ese pedido con una logística de frío externa, proporcionada por SEUR”.

El modelo de negocio de Premiummeat es algo diferente al resto ya que ellos se dirigen “a un público que busca una carne excelente para momentos en los que esa carne se convierte en el ingrediente protagonista. Nuestro carnicero habitual nos vende desde una pechuga de pollo hasta un entrecot, es decir, nos provee de la carne que necesitamos diariamente para nuestra dieta. Pero si buscamos una carne especial como puede ser un chuletón de buey, es más difícil –que no imposible- que nuestro carnicero tenga ese tipo de piezas.”

carne.jpg

De esta forma y por el momento encontramos chuletones, entrecots y solomillos, y próximamente también tendrán hamburguesas. Eso sí, aseguran que de “muchísima calidad” y además va “cortada y envasada al vacío y transportada en frío hasta la casa del cliente.”

Ven con mucha confianza el futuro del sector de la venta de productos frescos en Internet. Creen que el “gran avance de la logística ha sido el que ha permitido desarrollar y ofrecer esta alternativa al consumidor”, especialmente al comprobar que el “transporte en frío está totalmente desarrollado y garantizado en nuestro país”.

De todas formas los canales de comunicación con el cliente están abiertos y disponibles a través de un community manager “que estará encantado de atender cualquier duda, sugerencia o petición de nuestros clientes. Somos cercanos y queremos estar ahí cuando nuestros clientes nos necesiten”, en palabras del propio Pedro Álvarez.

El Club de la Carne

clubcarne660x303.jpg

El Club de la Carne es otra de las primeras tienda on line dirigidas a la venta de carne fresca más antiguas que tenemos en España. Y es que la antigüedad en Internet no se mide por décadas, si no por años. En el caso de los “dos buenos carnívoros” que idearon este proyecto, en palabras de Javier, estamos ante una tienda que empezó en marzo de 2010. En este caso nos encontramos ante una tienda que vende un concepto diferente de las anteriores ya que se puede encontrar carne exótica como por ejemplo carne de camello, de bisonte, de gacela, de ñu, etc., y por supuesto la carne más tradicional.

El comienzo no fue fácil, a ellos les “miraban con cara de locos por aquello de enviar carne por Internet, y ahora las tiendas on-line nuevas de carne, embutidos, productos típicos, alimentación en general, se abren casi por días.” De hecho han visto crecer el sector en Internet en apenas dos años de una forma “abrumadora”.

De hecho, la razón por la que vendieron carne online fue pensar que se podían “acortar distancias, tiempos o costes, combinado con una selección de productos que no sean los del establecimiento habitual.” Y de esta forma entienden ellos su modelo de negocio, ya que “una tienda on-line puede estar igualmente en permanente contacto con sus clientes, con lo que supone a la hora de desarrollar nuevos productos, servicios, mejoras.”

El cliente por comprar desde casa y no ver el producto físicamente no tiene nada de qué preocuparse, de hecho es lo que más cuidan, que el producto sea el mismo que ven en la tienda. De todas formas el cliente tiene varios canales abiertos a su disposición, como por ejemplo, “el teléfono tradicional, también el chat on-line para consultar dudas puntuales en el momento, por supuesto el e-mail o los formularios de contacto, e igual de importante el seguimiento posterior de los pedidos, para saber en todo momento la opinión del cliente. Al final, combinando todos los medios, obtienes una comunicación muy fluida y cercana. También las redes sociales suponen un canal idea, aunque probablemente su concepto es más amplio que la queja.”

Al tener carne de diferentes procedencias, de Europa, Oceanía, África y carnes nacionales certifican la trazabilidad de cada producto con el etiquetado. Además, en el “caso concreto de las carnes exóticas, se somenten a controles tanto en el país de procedencia, como a nivel europeo y nacional. Los controles son máximos.”

La logística, está claro, que es el principal reto de todo el sector del ecommerce pero con más razón cuando deben hacer una logística en frío. “Es una tarea compleja, que además está en manos ajenas pero es clave durante el proceso de compra para la satisfacción final del cliente. Sin embargo, con esfuerzo y coordinación, se consiguen resultados más que satisfactorios con un promedio de entrega de 1,2 días.”