Alejandro Sanz pintó obra de arte sobre la pelea entre reina Letizia y doña Sofía

El cantante Alejandro Sanz ha dejado correr su vena como pintor y plasmó en una obra de arte el desencuentro entre la reina Letizia de España y su suegra Sofía

Letizia, Sofía, Alejandro Sanz,

Alejandro Sanz es un hombre que lleva el arte en sus venas, y lo deja correr no sólo a manera de música, sino también entre lienzos y colores, pues ha encontrado en la pintura una nueva forma de expresión artística, dedicando una de sus más recientes obra a dos mujeres que no han salido de la opinión pública en las últimas semanas; la reina Letizia y doña Sofía.

Alejandro Sanz ha unido su talento al del famoso pintor de Mallorca, España, Domingo Zapata. Los españoles integraron sus venas artísticas en una muestra conjunta de nombre ‘Smile’ que hoy permanece expuesto en el barrio Chelsea de Nueva York.

De las casi treinta obras expuestas, destaca una pieza de arte llamada ‘The Royal Family’. “Hizo los bocetos en un cuaderno, los pasamos al canvas y luego los pinté”, explica Zapata refiriéndose a la jornada con Sanz que da la bienvenida a los visitantes de ‘Smile’.

“El amor no existe si no hay alguna vez un pequeña discusión”, justifica Zapata. Por su parte Alejandro Sanz argumenta que las figuras de la obra de arte “representan en cierto modo que todos somos seres humanos y que todos somos reyes”.

El cantante ha intentado desligar la obra del bochornoso incidente que protagonizó la reina Letizia al impedir que doña Sofía, reina emérita, se tomará fotografías con sus nietas la princesa de Asturias Leonor y la infanta Sofía a la salida de la catedral de Palma de Mallorca la pasada Semana Santa.

Este incidente dio la vuelta al mundo y encendió las alarmas sobre la tensa relación que supuestamente afronta la familia real de España, desde hace algún tiempo, llegando, incluso, a reforzar rumores de divorcio entre los reyes Felipe y Letizia.

Sobre el talento como pintor de Sanz, Zapata ha comentado que “la pintura también es para él una forma de expresión como artista, lo que he hecho es rascarle un poquito y sacarle el veneno”, según reseña El País.