Empresario tecnológico cargaba su celular al lado de la cama y murió al explotarle

“El reporte post mortem concluyó que la causa de la muerte fue una complicación de heridas por la onda expansiva atribuible a la explosión de un teléfono móvil que estaba siendo cargado al lado suyo”, indicó.

El empresario Nazrin Hassan murió tras una explosión cuando cargaba la batería de uno de sus smartphones junto a su cama. El ejecutivo tenía dos dispositivos, un Black Berry y un Huawei.
El hecho se registró el jueves 21 de junio y no es el primer accidente que involucra a teléfonos celulares, por lo que se pone de relieve la necesidad de tomar precauciones elementales al momento de cargar estos dispositivos.

Hassan estaba casado con Samirah Muzaffar, con quien tenía un hijo pequeño, además de tres hijastros y un hijo de un matrimonio anterior.

Según reportaron distintos medios locales, un estallido prendió fuego el colchón e inició un incendio que destruyó todo. La investigación intentaba confirmar cuál fue la causa directa de la muerte y cuál el teléfono que explotó.

El cuñado de Hassan señaló que creían que no había fallecido por el incendio, sino por la explosión. Según dijo, cuando uno de los teléfonos estalló, las partes habrían golpeado a su familiar en la cabeza causándole una contusión. Bajo esta hipótesis, Hassan, que tenía 45 años, habría muerto antes de esparcirse las llamas.
Otras hipótesis indican que las esquirlas producto de la explosión pudieron ser las causantes de su muerte.

En un principio, la policía indicó que el ejecutivo había quedado atrapado en el incendio de su casa de dos pisos en Mutiara Damansara y que probablemente había fallecido por la inhalación de humo y las quemaduras.

Pero el fondo de inversión que comandaba Hassan luego publicó otro comunicado en el que abonaba la otra hipótesis. “El reporte post mortem concluyó que la causa de la muerte fue una complicación de heridas por la onda expansiva atribuible a la explosión de un teléfono móvil que estaba siendo cargado al lado suyo”, indicó.

Educado en una universidad británica, Hassan se había vuelto un impulsor del emprendedorismo tecnológico malasio. Su lobby desde la Asociación de Tecnoentrepeneurs de su país, lo llevó en 2003 a formar el Cradle Investment Programme, el plan gubernamental que luego se transformaría en Cradle. (Los Andes), reseñó lavozdelpueblo.com.ar.

Te recomendamos en video: