La historia real que inspiró “El juicio de los 7 de Chicago”, la cinta de Netflix que apunta a un Oscar

Se trata de uno de los momentos históricos más recordados en Estados Unidos.

Hace apenas unos días, Netflix estrenó la cinta El juicio de los 7 en Chicago. La película se ha convertido en toda una sensación en la plataforma y son muchos las que apuntan a que estará en la mira del Oscar.
La temática basada en manifestaciones, represión policial y enjuiciamiento de líderes pacifistas ha causado la sensación de los telespectadores. Pero si hay algo que ha atrapado más a la teleaudiencia ha sido que se trata de una película basada en hechos reales.
El juicio de los 7 en Chicago de Netflix cuenta con lo que podría llamarse un elenco de lujo. En ella participan los actores Sacha Baron Cohen, Michael Keaton, Eddie Redmayne y Frank Langella. Todos han logrado retratar de una manera casi perfecta lo que ocurrió en 1968.

Las protestas que originaron el juicio de los pacifistas en Chicago ocurrieron a finales de la década de los 60 Las protestas que originaron el juicio de los pacifistas en Chicago ocurrieron a finales de la década de los 60. - Agencias

¿En que se basa la trama El juicio en Chicago de Netflix?

El juicio de los 7 en Chicago de Netflix nos muestra el juicio que se realiza contra siete líderes pacifistas en la época de la Guerra de Vietnam. La historia real ocurrió a finales de la década de los 60 en Estados Unidos. Estamos hablando de los últimos días de Lyndon B. Johnson como como presidente de la nación. Entonces, ya se estaban promocionando nombres para su sucesor.
En el año 1968 se efectuaría la convención del Partido Demócrata en la que se definiría al candidato presidencial. El entonces vicepresidente Hubert Humphrey sería la figura elegida. Lo que nadie se imaginó es que ese mismo día se desarrollaría una protesta que pondría a arder a toda una ciudad.

 

Aunque las protestas tenían fines pacifistas, la violencia fue inevitable Aunque las protestas tenían fines pacifistas, la violencia fue inevitable. - Agencias

Tal y como podemos verlo en la serie de Netflix, en Chicago hubo protestas cuatro consecutivos en contra de la Guerra de Vietnam. Estas convocaron a miles de personas. El entonces alcalde de la ciudad, Richard Daley aseguró que no permitiría violencia y alistó a 15 mil policías para enfrentar las manifestaciones.

Aunque los líderes pacifistas no querían violencia, sabían que el enfrentamiento con las autoridades sería inevitable. Luego de las confrontaciones con las autoridades, el Gobierno decidió no juzgar a nadie. Todo apuntó a la policía como responsable de las violencias presentadas en la época. No obstante, todo estaba destinado a cambiar.

La decisión del nuevo Presidente que dio inicio al memorable juicio

Las elecciones dieron como resultado al republicano Richard Nixon como nuevo presidente de Estados Unidos. En vista de los desórdenes ocurridos en Chicago, el nuevo líder de la nación advirtió desde el principio que no aceptaría la promoción de la violencia. Por lo cual, mediante el Departamento de Justicia, se decidió realizar un juicio a distintos líderes de los movimientos pacifistas. Así comenzó la historia en la que se basa la película de Netflix.

En realidad fueron ocho los hombres llevados a juicio. Hablamos de Jerry Rubin, Abbie Hoffman, David Dellinger, Rennie Davis, Tom Hayden, Lee Weiner, John Froines y Bobby Seale. Durante el procedimiento ocurrieron diversas injusticias que se ven muy bien retratadas en la producción de Netflix. Los líderes fueron señalados de conspiración para derrumbar al Gobierno de Estados Unidos, así como de agredir e iniciar los ataques contra la policía en la ciudad de Chicago.

 

La película "El juicicio de los 7 en Chicago" narra casi a la perfección el hecho histórico La película "El juicicio de los 7 en Chicago" narra casi a la perfección el hecho histórico. - Agencias

Las acusaciones no tenían pruebas, así que fueron desechadas. Incluso, las personas señaladas no se conocían hasta que fueron citadas en el juicio. El juez  fue considerado negligente y prepotente. Condenó a los imputados cinco años de prisión, pero por “violar la ley que impedía atravesar estados para provocar revueltas y disturbios callejeros”, así como los desacatos presentados durante el juicio.
Posteriormente, la Corte de Apelaciones revocó las condenas a finales de 1972. Se argumentó la parcialidad por parte del juez y la imposibilidad de los abogados defensores de poder llevar acabo su labor. La historia es recordada hasta la actualidad y la cinta El juicio de los 7 en Chicago ha sabido retratarla muy bien ¿Logrará hacerse con un Oscar?

Más de este tema:

Te recomendamos en video: