La escapada de “soltera” Meghan Markle en New York incluyó una clase de yoga

La Duquesa de Sussex apoyó a su amiga Serena Williams.

Para Meghan Markle la amistad bien vale un viaje sorpresa a Londres a New York. La esposa del príncipe Harry apoyó a la tenista Serena Williams, pero además aprovechó esta escapada de “soltera” para reencontrarse con una de sus pasiones, el yoga.

Medios estadounidenses reportaron que la Duquesa de Sussex acudió a una clase de yoga mientras esperaba la final del US Open, donde finalmente Williams fue derrotada por la canadiense Bianca Andreescu.

Clase compartida

Meghan Markle optó por el yoga como el “remedio perfecto para combatir el jet lag”, informó a la revista People una fuente cercana a la duquesa. Tras aterrizar en New York, visitó con una amiga el famoso centro Modo Yoga, un estudio ecológico en West Village.

Allí Markle compartió una clase con 60 personas. La esposa del príncipe Harry decidió reencontrarse con uno de sus lugares favoritos de New York; pues cuando era actriz era esta su escuela de yoga.

La afición de Meghan por esta disciplina fue inculcada por su madre, Doria Ragland, quien era instructora de yoga. De hecho, en alguna entrevista confesó que las clases de vinyasa son sus preferidas.

Una Meghan más casual

Para la final del US Open, la Duquesa de Sussex se alejó bastante del protocolo real de vestimenta. De nuevo escogió un vestido de mezclilla, acompañado de un abrigo básico gris y lentes de sol. Markle mantuvo un look muy casual y natural, con su cabello suelto y un maquillaje nude.

Compartió asiento con la familia de Serena Williams y la poderosa editora de Vogue en Estados Unidos, Anna Wintour. La duquesa y la tenista son amigas cercanas desde el 2010; de hecho, Serena le organizó su “baby shower” de Archie.

Meghan Markle y Kim Kardashian podrían convertirse en vecinas

Parece que Kim podría pasar a ser muy cercana a la realeza.

Te recomendamos en video