Los oscuros momentos de la vida de Keanu Reeves que pocos conocen

El actor atravesó difíciles situaciones

Keanu Reeves se ha robado el corazón de millones de fanáticas gracias a su increíble humildad. El actor ha sorprendido por el estilo de vida que lleva lejos de lujos y pese a su gran éxito en Hollywood, el  actor prefiere ser feliz con detalles pequeños de la vida.

Sin embargo, antes de esta filosofía de vida, Reeves atravesó oscuros momentos en su vida que lo llevaron a tener profundas reflexiones sobre la vida y la felicidad.

Las películas de Keanu Reeves con las que se robó nuestro corazón

El protagonista de Matriz también tiene su lado romántico

Detrás de interesantes personajes como Neo o John Wick está un ser humano que atravesó una cantidad de momentos duros que parecen demasiados para una sola vida; sin embargo, la buena actitud de este actor ha podido con todo, hasta lograr los mejores proyectos de su carrera artística.

Estos son los momentos más duros de la vida de Keanu Reeves

Keanu tuvo una infancia complicada con un padre alcohólico que lo abandonó a él y a su familia. La circunstancia llevó a que su madre tomará la drástica decisión de mudar a la familia de su natal Beirut, Líbano, a Canadá para encontrar mejores oportunidades.

Keanu Reeves tiene una fundación privada dedicada a colaborar con algunos hospitales en la investigación sobre el cáncer.

Años más tarde, la vida del actor fue marcada por la enfermedad que atravesó su hermana, quien superó la leucemia tras meses de tratamientos.

Sus comienzos en la industria del cine no estuvieron alejados de la tragedia, pues se volvió amigo cercano de River Phoenix, hermano de Joaquin Phoenix, quien murió por una sobredosis.

FOTOS: así ha cambiado Keanu Reeves desde su última aparición en ‘Matrix’

El actor protagonizará la nueva entrega de la aclamada película

Su primera hija murió en el vientre de su entonces novia Jennifer Syme cuando tenía ocho meses de embarazo, dos años más tarde ella también falleció.

Cuando nada parecía ser peor, la leucemia volvió a su hermana.

Todos estos acontecimientos llevaron a Keanu a convertirse en una persona sencilla, que ve la felicidad en pequeños detalles como un almuerzo en familia, un paseo en su moto o un día de caminata.

“El dinero no significa nada para mí. Podría vivir los próximos siglos con lo que ya he ganado. Mi idea de la felicidad está relacionada con acostarme en la cama con la persona que amo, compartir una cena con amigos o ir en moto. No tiene nada que ver con un saldo bancario”, confesó en una entrevista.

Te mostramos en video: