Espectáculos

FOTOS Meghan Markle y Harry disfrutan sus primeras vacaciones de verano con Archie

Los Duques de Sussex han sido criticados por tomar vuelos privados.

De Ibiza a Niza son los dos destinos escogidos por Meghan Markle y Harry para sus primeras vacaciones de verano con su hijo Archie. Los Duques de Sussex escogieron un lujoso complejo privado en la isla española, para luego viajar en avión privado a Francia. Una decisión criticada por ser poco ecológica.

La joven pareja real y su primogénito fue fotografiada llegando a Niza, a bordo de un avión Cessna de 12 plazas, cuyo alquiler cuesta más de 20.000 libras. Allí se ve a Meghan luciendo su look preferido: camisa blanca y su sombrero Panamá; mientras baja de la aeronave con Archie en los brazos.

Por otro lado, se ve al príncipe Harry salir de la avioneta escoltado por la seguridad real y las autoridades policiales de Niza. El Duque de Sussex está vestido con una camisa polo verde, gorra azul y gafas de sol.

Huella contaminante

El discurso ambientalista de Meghan Markle y el príncipe Harry los ha puesto en el medio de críticas por viajar en vuelos privados. El diario The Sun afirma que “el viaje a Niza creó siete veces más emisiones de carbono por persona que un vuelo comercial”.

Aunque en el pasado Harry ha viajado en aerolíneas comerciales, ahora decidió tomar sus primeras vacaciones de verano con Archie sin restricción alguna. Los medios ingleses afirman que en siete días, los Duques de Sussex realizaron tres vuelos privados.

De hecho, la diputada laborista Teresa Pearce criticó a Meghan y Harry. “Me parece bastante sorprendente porque no encaja con su imagen pública y la forma en que están tan preocupados por el planeta y el medio ambiente”, dijo.

Lujo y más lujo

La pareja real también fue señalada por la prensa británica tras escoger el lujoso complejo privado Vista Alegre, en Ibiza, para celebrar el cumpleaños de Meghan Markle. Reportes afirman que llegaron allí el 6 de agosto, dos días después de la fecha de nacimiento de la ex actriz.

Ubicada en la bahía de Porroig de la isla española, las villas de este exclusivo hotel valen desde 3 mil a 120 mil libras. Meghan y Harry se habrían hospedado en una mansión, que cuenta con un dormitorio principal y dos suites para invitados en el piso superior y cuatro más en la planta baja.

Te recomendamos en video

Tags

Lo Último


Te recomendamos