¿Por qué nadie quería entrevistar a Diego Luna en la alfombra roja de los premios Oscar?

Diego Luna fue ignorado por los grandes del cine y tuvo que "rogar2 para que le hicieran entrevistas

“Ya se puede hablar español en los Oscares. Ya nos abrieron la puerta y no nos sacan de aquí”, así abrió su participación el actor mexicano en la gala de los Oscar 2019, al tiempo que portó un broche de la Bandera de México en su traje.

Junto con Gael García Bernal, Diego Luna  se ha convertido en una inspiración para todos aquellos que buscan la fama en las ligas grandes de Hollywood. Su participación en cintas nacionales y extranjeras, le ha permitido posicionarse junto a grandes figuras del cine internacional, además de que con su carisma, ha conquistado a muchas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Diego Luna (@diegoluna_argentina) el 25 Feb, 2019 a las 3:44 PST

Sin embargo, las cosas no han sido nada fáciles ya que los mexicanos -y latinos en general-han tenido que enfrentarse a una fuerte discriminación en los Estados Unidos, donde están las oportunidades más grandes.

Diego no es ningún extraño en las alfombras rojas del cine pero fue reciente que los medios internacionales se han acercado a él con el fin de saber de sus proyectos. El actor ya es conocido por enviar mensajes positivos y celebrar su “mexicanidad” cada vez que aparece frente a la cámara o sobre el escenario.

Pero su primera experiencia no fue como la de Yalitza Aparicio, la oaxaqueña que conquistó al mundo entero en la película Roma. En la entrega del Oscar 2019, el actor declaró para la revista Variety lo feliz que estaba de escuchar cada vez más español en dicho evento y además, recordó lo difícil que fue su primera vez en esa alfombra.  "Recuerdo la primera vez que hice esto, no conocía a nadie, estaba con Gael [García Bernal]. Nadie quería entrevistarnos. Era como, tenían que presionar para que alguien aceptara entrevistarnos tres minutos preguntándonos lo que fuera, y las cosas están cambiando".

A diferencia de Yalitza, a Diego no lo recibieron con los brazos abiertos. Ningún famoso se tomó fotos con él y prácticamente tuvo que perseguir a los medios para que le permitieran decir unas palabras al aire. Curiosamente, Selena Quintanilla vivió algo similar en los Grammy y como ambos, muchos mexicanos han tenido que soportar el estrés y la ansiedad de ser ignorados por "los grandes".

View this post on Instagram

aww 🎀💐 • @diegoluna_ x #diegoluna

A post shared by Diego Luna 🇹🇷 (@diegolunadaily) on

Los mexicanos no significaban nada en la industria del cine, la gran mayoría ni siquiera tenía la oportunidad de desfilar por alguna alfombra roja y mucho menos ser considerados por la prensa internacional. Pero desde hace unos años, los mexicanos han acaparado las miradas del mundo y se han apropiado de la categoría de "Mejor Director" gracias a Guillermo del Toro, Alfonso Cuarón y González Iñarritu.  Y así como Ylaitza abrió paso a una comunidad sin voz, Diego Luna lo hizo en su tiempo. Hoy, el camino de ambos es incierto pero lleno de oportunidades que los seguirán poniendo en la mira del mundo. Hoy, no sólo ellos se emocionan de estar junto a una Glenn Close o Rami Malek, sino que Glenn Close y Rami Malek se emocionan de tener una foto con ellos.

En los últimos años, Diego Luna, Gael García, Yalitza Aparicio y Eiza González le han dado un lugar importantísimo a los mexicanos en las grandes ligas, callando las bocas de quienes profesan el odio y la intolerancia contra la comunidad latina.

Te recomendamos en video