El enfado de la reina Isabel con Meghan Markle antes de Navidad que le augura unas terribles fiestas a la duquesa

La reina Isabel está decepcionada de Meghan.

Thomas Markle, el padre de Meghan, ha causado revuelo en la realeza desde antes de la boda de la exactriz con el príncipe Harry.

Luego de la boda, el padre de la duquesa de Sussex ha dado declaraciones fuertes sobre su hija y la familia real, y recientemente ha vuelto a salir públicamente.

Esto tiene a la reina Isabel muy molesta, no solo por el escándalo que está generando, sino por cómo la esposa del príncipe Harry lo ha ignorado.

Meghan Markle no ha hecho nada para resolver el problema con su padre

Según InStyle, la reina quiere ponerle fin al problema causado por Thomas. Pero, Meghan ha preferido ignorar el tema y no hacer nada.

“Naturalmente, la diferencia de opinión ha llevado a una cierta tensión entre los palacios de Kensington y Buckingham", dijo el medio.

Mientras la reina está muy preocupada porque la situación ya se ha salido de control, y quiere resolverla, Meghan “no ha hecho absolutamente nada”.

Sin embargo, Patrick Jephson, exsecretario de prensa de la princesa Diana, aseguró al medio que “es extremadamente improbable que la reina o alguien de la realeza tome decisiones relaciones sobre el padre de Meghan, pues debe ser ella quien lo haga”.

Esto ocurre justo unos días antes de Navidad, lo que le augura unas terribles fiestas navideñas a la duquesa, quien vivirá sus primeras fiestas como miembro oficial de la realeza.

Te recomendamos en video