"Me escondía a llorar en el baño durante la primera temporada" las dolorosas declaraciones de Kourtney Kardashian

Muchos podrían apostar que grabar el reality show de las Kardashains es pura diversión, pero al menos Kourtney Kardashian no la ha pasado tan bien

Cuando inició 'Keeping up with the Kardashians' nunca nadie predijo que la serie podría extenderse por más de diez años ni mucho menos que construirían un imperio a raíz del programa, sin embargo sucedió y once años después, una de sus integrantes, Kourtney Kardashian reveló lo mal que la pasó al menos en la primera temporada cuando la serie empezaba a tomar su propio ritmo.

Kourtney Kardashian fue la que más sufrió en el inicio del proyecto

A diferencia del resto de sus hermanas, Kourtney Kardashian, era demasiado tímida a la hora filmar la primera temporada y de todas las involucradas era a la que menos le agradaba la idea de grabar un programa de televisión.

En declaraciones de la propia madre, Kris Jenner, su hija mayor, que para el momento tenía 27 años, era la única del grupo familia que no estaba completamente convencida en participar. Kourtney además contó lo duro que fue para ella ese proceso:

"Recuerdo que en la primera temporada dije: 'Tengo que ir al baño', y lloré allí tan silenciosamente como pude porque aún estaba en el micrófono. La verdad es que nunca quiero llorar frente a las cámaras".

 

Lo cierto es que el programa siguió y Kourtney logró a su propio ritmo aceptar algunas dinámicas del programa, sin embargo, en la medida de lo posible evita llorar frente a las cámaras.