¡Asombroso! Analizan el primer “parto de ataúd” de la época medieval

La tumba de la época medieval en la que estaba enterrada la mujer asombra hoy a todo el planeta.

Un hallazgo histórico se registró en la ciudad de Bolonia, en Italia. Arqueólogos realizaban una serie de excavaciones y descubrieron dentro de un ataúd el cadáver de una mujer embarazada con los restos de un recién nacido entre las piernas.

La tumba de la época medieval en la que estaba enterrada la mujer asombra hoy a todo el planeta. Luego de observar la posición de los huesos, los investigadores concluyeron que se trata de un “parto de ataúd”, cuando el feto es expelido del cuerpo de la madre después de la muerte. Por la longitud del fémur los expertos determinaron, en análisis preliminares, que el feto tenía, aproximadamente, 38 semanas de gestación.

En los estudios de campos se detalló que el esqueleto de la dama estaba boca arriba e intacto. La cabeza y la parte superior del cuerpo del bebé estaban debajo de la cavidad pélvica. La tumba procede del siglo VII u VIII.

Lo que no deja de sorprender a la comunidad científica es extraño de “la expulsión fetal post mortem”. La investigadora Siân Halcrow, de la Universidad de Otago, Nueva Zelanda, dijo que el fenómeno “se debe a que cuando una mujer embarazada muere, el gas producido por la descomposición de su cuerpo a veces se acumula y expulsa al feto”.

“Dadas las características de la herida y el embarazo tardío, nuestra hipótesis es que la mujer embarazada tuvo eclampsia, y luego fue tratada con trepanación frontal para aliviar la presión intracraneal”, señalaron otros expertos en un artículo publicado en World Neurosurgery.

También se determinó que el cadáver de la mujer tiene en su cráneo restos de una cirugía medieval. Es un orificio de 5 milímetros de diámetro. Se cree que la mujer sobrevivió una semana a la operación y luego falleció. Lo extraño es que dio una vez enterrada, algo que aún desconcierta a la ciencia.

En marzo del año pasado, una mujer sudafricana estando embarazada dio a luz luego de su muerte. El personal de la funeraria de Mbizana contó que luego de 10 días del fallecimiento de Nomveliso Nomasonto Mdoyi, de 33 años y madre de cinco niños, encontraron un bebé junto a su cadáver dentro del ataúd, poco antes de su sepulcro.

“El nacimiento del bebé pudo haber sido producto de los gases que genera el cuerpo en descomposición”, dijeron médicos de la zona.

Te recomendamos en video: