Personajes femeninos en videojuegos son buen negocio

Un artículo en Jezebel afirma que los videojuegos con un jugador femenino venden más que los que tienen un jugador masculino.

¿Se han puesto a pensar que la mayoría de los videojuegos tuvieron personajes masculinos en algún momento? ¿Han visto que, poco a poco, van incursionando las mujeres en las aventuras del mundo virtual?

Pues en Jezebel se ha dicho que los personajes femeninos en los videojuegos son un buen negocio. Su lógica es bastante simple: las mujeres también juegan videojuegos y  esas mismas mujeres tienen dinero como para comprar un videojuego en su rol no sexualizado.

Dentro del mismo artículo, se afirma que el menos el 50% de todos los gamers son mujeres, así como el 30% de los que prefieren los juegos para PC. Y también otra estadística: las chicas que han jugado con un personaje masculino a través de los años, han ganado salarios 25% más elevados que el resto.

El líder mundial en tecnologías, CNET, desmintió esto al afirmar que el chico de tez blanca es la base, y que todo lo demás contaba como extra o riesgo. De la misma manera, Gaider, reconocido escritor y creador de videjuegos, cree que hay una mentalidad institucionalizada (y errónea) en la que un personaje femenino constituye un riesgo; sin embargo, muchos otros escritores ni siquiera la tienen en mente.

David Gaider dijo:

Sucede con bastante frecuencia porque el hombre por default es considerado neutral. Ocurre sin mucho pensarlo, o porque hay cierto riesgo asociado con hacer nada más y, considerando cuánto cuesta prepararse un juego, cualquier riesgo (aun si se tomara en cuenta), es considerado una anatema.

En mi opinión, el sexismo en el mundo de los videojuegos ha quedado, poco a poco, atrás. Los jugadores amateurs seguro se verán atraídos por la presentación de un rol de mujeres sexualizado o, bien, un rol de mujeres principal en el que la mercadotecnia les tome en cuenta.

Si bien dudo que a la fecha se haya llegado a un 50-50% del género de los gamers, creo que el juego en sí y el escenario del mismo es lo que hace de él un éxito en ventas. No olvidemos que, además de costar los videojuegos en su fase de producción, también les cuestan a los jugadores que los adquieren. (Y bastante.)

Nombrando unos cuantos ejemplos, el editor de Niube, Raúl Estrada Franco, experto en el tema, opina:

Es cierto que hay pocos juegos donde el protagonista es femenino. Pero, en el estado actual de la industria, no me parece adecuado aquello de que “un juego venderá más/menos si el protagonista es hombre/mujer.

Hay varios casos que demuestran esto, pero dejaré un par. La serie Tomb Raider es posiblemente la más popular donde una mujer es protagonista y su éxito comercial ha estado ligado directamente a la calidad de los juegos que sacan.

El año pasado se hizo un reboot de la franquicia y las ventas fueron millonarias. Pero antes de eso, la serie llevaba mucho tiempo sacando productos mediocres que la tenían prácticamente en el olvido.

Otra compañía sacó un juego llamado Remember Me. De protagonista una mujer. Le fue más o menos, porque el juego fue más o menos.

Beyond Two Souls estuvo protagonizado por Ellen Page. Al juego le fue relativamente bien en críticas y ventas, aunque en mi opinión no era tan “bueno.”

Pienso, honestamente, que el “buen negocio” está más amarrado a la calidad de los productos que al género del protagonista. Y para mí, es claro que tener a una mujer en el protagónico no asegura nada, ni para bien ni para mal.

El sexismo ha existido en todos los ámbitos. Sin embargo, quizá finalmente encontramos varias paredes aledañas a este mundo en el que, afortunadamente, comienza a extinguirse.