Fotógrafo convierte a su hija en personaje de pinturas clásicas

Padre e hija juegan a recrear las obras maestras de la pintura en una serie de fotografías.

Hoy les traemos más fotos sorprendentes. Una niña de cinco años, originaria de Melbourne, Australia, protagoniza una serie inspirada en obras maestras de la pintura. Los artistas de todo el mundo encuentran amplia inspiración en los trabajos de los grandes pintores como Rembrandt, Rafael y Vermmer. Imitar su estilo nunca ha sido fácil, especialmente cuando se trata de fotografía.

El australiano Bill Gekas quiso recrear ese estilo clásico a través de sus fotos, y eligió a su hija de cinco años, Athena, como modelo. Las fotos nos transportan a siglos pasados. Todo está dispuesto para cada imagen evoque la atmósfera de aquellas épocas: iluminación, vestuario, poses y demás detalles. “Nuestra hija ha disfrutado de la serie tanto como de jugar con el vestuario”, dice el fotógrafo.

A muchos niños les gusta jugar a disfrazarse, pero esta niña y su papá llevan el juego a otro nivel. Gekas aprovecha su fascinación por los grandes pintores para recrear escenas. Así que tomaba una obra maestra, armaba el set, planeaba el vestuario y tomaba una foto. Luego dejaba pasar algunos días, para que el trabajo no dejara de ser divertido, para que no perdiera el encanto ni el sentido del juego. ¿Se imaginan lo divertido que fue para ambos el proceso?

El proyecto es encantador: una buena idea, una ejecución muy cuidada, una modelo perfecta. No se pierdan la profundidad de la mirada, las vistas a la cámara, la actitud a veces solemne, a veces divertida. Las fotos no serán como las pinturas clásicas, pero resultan adorables como ejercicio. No todas las niñas tienen la fortuna de contar con fotos como éstas en su álbum familiar.

Fuente: Light Stalking