La compatibilidad astrológica de Miley Cyrus y Liam Hemsworth muestra que los opuestos se atraen

Miley Cyrus borró todo el contenido de su Instagram haciendo creer que había terminado con Liam, pero los astros insisten en mantenerlos untos

Miley Cyrus y Liam Hemsworth llevan juntos muchos años. Se conocieron en el set de 'The Last Song', en 2009,  y aunque estuvieron juntos y se separaron por mucho tiempo, el destino los volvió a juntar. Como si el universo hubiése conspirado para que llegaran a ser hoy una de las parejas más estables del espectáculo.

A pesar de cualquier altibajo que hayan tenido, ambos están destinados a ser una pareja y no lo digo yo, lo dice su compatibilidad astrológica. El cumpleaños de Miley es el 23 de noviembre, convirtiéndola en Sagitario, y Liam nació el 3 de enero, bajo el signo de Capricornio. Estos signos pueden ser vecinos, pero son la definición misma de atracción de opuestos.

Esto es lo que podemos inferir sobre su conexión, en función de sus signos.

Cyrus y Hemsworth han construido una amistad con base en su relación a lo largo de los años. Incluso cuando los dos cancelaron su compromiso en 2013, se mantuvieron cerca.

A través de su separación, nunca se enojaron entre sí, y pudieron mantener una especie de amistad privada y la propia Miley dijo que siempre mantuvo una parte de Liam en el corazón, porque nunca se sintió como si realmente hubieran terminado.

Además de su clara y profunda conexión entre sí, sus personalidades relajadas y atrevidas también demuestran ser compatibles entre sí. Tienen la capacidad de hacerse reír el uno al otro, lo cual es importante para el largo plazo de una relación. Ambos valoran su privacidad, lo cual ayuda a mantener su relación como algo sagrado y no solo como un espectáculo mediático.

Sin embargo, su conexión tendrá que enfrentarse a varios desafíos.

Sagitario y Capricornio son la misma definición de atracción de opuestos, porque sus puntos de vista y actitudes generales no podrían ser más contrarios.

Sagitario (Miley) es espontáneo, amante de la libertad y salvaje de corazón. No quieren apresurarse a un compromiso, y cualquier presión para hacerlo a menudo tiene el efecto opuesto.

Capricornio (Liam), por otro lado, es muy práctico, productivo y disciplinado. Son muy cuidadosos con su corazón, pero en última instancia, cuando encuentran a alguien con quien se conectan, quieren seguridad y compromiso.

El problema que esto puede causar parece bastante obvio. Sin embargo, la relación puede darse de dos maneras: o hay una pasión inicial que finalmente estalla y no funciona, o ambos están igualmente interesados ​​en comprometerse y encontrar el equilibrio. Capricornio ayuda a poner en tierra a Sagitario, y Sagitario ayuda a que Capricornio se aligere y experimente más aventuras y emociones en la vida.

El hecho de que Cyrus y Hemsworth parezcan dividirse, pero siempre encuentran un punto de calma, significa que sienten esta fricción, pero el empate y la conexión son lo suficientemente poderosos como para poder encontrar ese delicado equilibrio.

Necesitan un objetivo compartido para equilibrarse

Capricornio y Sagitario tienen una probabilidad mucho mayor de éxito si tienen un objetivo compartido. Ambos signos son muy ambiciosos y motivados, y si pueden ponerse de acuerdo sobre algo importante sobre la vida que quieren construir juntas, eso realmente puede ayudar a salvar sus diferencias. Pueden descubrir en sus fortalezas y debilidades lo que el otro tiene o no tiene, y cuando están conectadas, llenan esos vacíos. Esto puede crear un vínculo poderoso que incluso sus naturalezas opuestas no pueden romperse.

Deben trabajar para conquistarlo todo

Sagitario es a menudo atraído por la timidez de Capricornio, que crea el deseo de Sagitario de romper esa pared y descubrir lo que está detrás de ella. Para Capricornio, el atractivo del espíritu intrépido y atrevido de Sagitario es poderosamente atractivo e intrigante. Puede ser difícil salir de su naturaleza disciplinada natural, pero si hay algo que Capricornio ama, es un desafío.

La clave es solo encontrar un equilibrio. El éxito depende en última instancia de la voluntad de Sagitario de establecerse y darle a Capricornio la seguridad que requieren. Afortunadamente, Sagitario es en realidad un signo muy flexible. Mientras que definitivamente tienden hacia la inconstancia y el miedo al compromiso (lo que puede explicar por qué Cyrus no tiene prisa por casarse), cuando encuentran la pareja adecuada, son capaces de asentarse a largo plazo.

Te recomendamos en video