Eternos perdedores: ¡Estos son los 4 grandes actores que aún no han ganado el Óscar!

Entre los chistes que se manejan entre estos grandiosos actores está el que Glenn Close espera no recibir el Óscar "en silla de ruedas".

Es increíble que en la industria cinematográfica todavía existan grandes actrices y actores que aún no hayan ganado el Óscar. Hay muchos que incluso murieron y no lograron ganar o simplemente tuvieron que conformarse con uno honorífico, así como el caso de Deborah Kerr (6 nominaciones) o Peter O'Toole (8 nominaciones) que con magistrales carreras interpretativas sólo obtuvieron el premio en reconocimiento a su trayectoria.

Estos desaires (por no decir otra cosa y hablar demás) han sido muy criticados con el pasar del tiempo y año tras año son más las actrices y los actores que se han quedado sin la estatuilla, aquí te dejamos 4 que están a la espera del Óscar:

1- Glenn Close: Durante su carrera la inolvidable intérprete de la villana Cruella De Vil ha sido nominada 6 veces al Óscar, y está en la espera para completar la triple corona de la actuación (Tony, Emmy, y Óscar), ya tiene los dos primeros mencionados. Cabe mencionar, que no ha ganado ningún premio de cine otorgado por los Globos de Oro, los BAFTA, los SAG Awards y los Critics' Choice, ¿Increíble, no? Ella hace poco dijo: "Si me dan un Óscar, espero no recogerlo en silla de ruedas".

2- Liam Neeson: Es considerado uno de los mejores actores de su generación y sólo ha sido nominado al Óscar por su grandiosa interpretación en 'La Lista de Schindler'. El actor ya no hará películas de acción e incursionara nuevamente en otros géneros, ¿busca su consagración? Probablemente.

3- Sigourney Weaver: Sin duda es una de las mejores actrices de la industria, en los 80's obtuvo 3 nominaciones al Óscar y más nunca volvió a optar por el premio. Fue la primera actriz en ganar 2 Globos de Oro en categorías de cine, y tiene un BAFTA. Esperemos que no acabe con un Óscar Honorífico.

4- Ralph Fiennes: Nuestro querido y odiado Voldemort ha sido nominado 2 veces al Óscar, y estuvo cerca de una tercera por 'The Grand Budapest Hotel'. Es considerado uno de los más versátiles actores y muy buen villano. Es ganador de un BAFTA y un Tony.