La verdad detrás del vestido amarillo de Eiza González

No podemos dejar de hablar de Eiza González

Todos los ojos estaban puestos en Eiza González, estrella de Baby Driver y quizá una de las mexicanas más populares en Hollywood de la actualidad. Era imposible no mirarla cuando pisó la alfombra roja de los Oscar con un vestido amarillo ajustado y abierto de la espalda, de la colección Ralph Lauren.

Varios medios mexicanos cuestionaron a la actriz de 28 años con respecto a su elección, alegando que no era adecuado para la ocasión, sin embargo, los medios internacionales afirmaron que logró el cometido de llamar la atención y coronarse como una de las mejores vestidas de la noche.

 "Mira, así es como me sentí en este momento: Me sentí muy llena de vida y tan pronto me vi de amarillo, me sentí muy segura de ser una mujer. Y siento que eso realmente me ayudó a llegar a donde estoy, ser muy segura de mí misma. Sabía que iba a ser un estallido de color en un mar de mujeres y lo hice también para mí, fue terapéutico", dijo para la revista People.

 

✨✨✨ @theacademy

A post shared by Eiza (@eizagonzalez) on

Algo sorprendente que reveló Eiza fue que "no podía respirar" en el vestido, sin embargo, afirmó que usarlo fue algo "increíble".

"Creo que el mensaje era como ser, usar algo bastante sencillo pero que, al mismo tiempo, representara cómo me siento. Me siento una mujer muy segura de mí misma, siento que he llegado adonde he llegado por mi seguridad y creo que el amarillo representa eso", agregó.

Además confirmó lo que muchos planteamos, si su intención era que hablaran de ella. "Sencillo pero seguimos hablando de él hasta la fecha, ¿no?", expresó.

Criticada en México, pero aplaudida y halagada por medios internacionales, Eiza seguramente pasará a la historia de la moda en el Oscar y será recordada como "la chica del vestido amarillo", un de las más sexys del espectáculo.

#oscars2018 @ralphlauren + @chopard mexiCAN💛💛

A post shared by Eiza (@eizagonzalez) on

Te recomendamos en video