Hinchas de fútbol desean muerte a Milan, el hijo de Shakira y Piqué

El clásico del fútbol Espanyol contra Barcelona fue escenario de conductas antideportivas que podrían traer sanciones. La fanaticada insultó al jugador azulgrana Gerard Piqué

Las pasiones en el mundo del fútbol saltan a flor de piel. En ocasiones logran sacar de concentración a los jugadores por el alto nivel de improperios que pueden rezar los vítores de las hinchadas en las gradas de los estadios. Una reciente víctima fue el jugador catalán Gerard Piqué.

En el más reciente juego entre el Espanyol y el Barcelona, un clásico en la liga española de fútbol celebrado en Cornellá, se calentaron las gradas trayendo a dominio público un hecho que va más allá de la faena deportiva. El jugador del Barcelona Fútbol Club, Gerard Piqué recibió insultos, incluso amenazas, de la hinchada local. Vale acotar de los azulgrana jugaban como visitantes; es decir, con la fanaticada en contra.

"Muerte a Milan" fue una de las frases escuchadas desde las gradas, secundada por "Piqué cabrón, Shakira tiene rabo, tu hijo es de Wakaso y tú eres maricón". Todo esto surge después de que Piqué marcara un gol en el minuto 81 del partido y celebrara haciendo un gesto de silencio hacia las gradas.

Wakaso Mubarak, a quien hacen referencia en el cántico, es un jugador oriundo de Ghana, que fue parte de las filas del Espanyol para la temporada  2012/2013.

La situación ha logrado que, incluso las autoridades de la Liga de Fútbol Profesional de España, o LFP por sus siglas, se pronuncien denunciando la conducta  antideportiva de la fanaticada de Cornellá, en apoyo a su equipo en Espanyol, pero también identifican a Piqué como provocador de los vítores.

En un comunicado emitido, a través de sus redes sociales, ‘La Liga’ aclara que Gerard Piqué tras su gol "se acercó corriendo a celebrarlo a la zona más cercana a la grada donde se ubicaban aficionados locales, realizando un gesto hacia el público colocándose su dedo índice sobre sus labios, en señal de silencio". Este habría sido el detonante, según las autoridades del fútbol español.

En el documento de la denuncia aclara que el equipo local Espanyol "reaccionó inmediatamente emitiendo un mensaje a través de la megafonía y de los vídeos marcadores del estadio, solicitando que cesasen los cánticos".

‘La Liga’ plantea semanalmente una denuncia ante el Comité de Competición de la RFEF y a la Comisión Antiviolencia resaltando los cánticos que inciten a la violencia o tengan mensajes de insulto o intolerancia.  Es importante resaltar que estos cánticos pueden ser sancionables.

 

Si estás interesada en leer el documento completo emitido por La Liga Española ingresa aquí.

Te recomendamos