¿Por qué no me miras?

Cuando solo queremos que nos den un poco más de atención.

Es cierto, no descubro América al decir que los hombres son bastante poco fijados y algo básicos. Por lo mismo tienen mala memoria, no se dan muchas vueltas al elegir un regalo o no tienen mucho tacto para decir las cosas.

Por ejemplo es típico cuando una amanece un día con ganas de arreglarse y se produce más que nunca, pero cuando tu pareja te ve, muchas veces ni se inmuta. Pasaste gran parte de la tarde maquillándote espléndidamente, pero él ni siquiera te miró distinto. En mi caso, siempre me pongo bonita primero para mí, pero me gusta reforzar ese pensamiento con mi pareja, por lo mismo, me gustaría que muchas veces me miraran con un poco más de paciencia.

Hablando con algunas amigas, una de ellas me contó que tiene una prima que ya no sabe qué hacer. Lleva varios años de casada y ya no sabe con qué sorprender a su marido que ya lleva meses in ponerle atención. De hecho ha pensado en esperarlo desnudo con el fin que éste le diga “¿Mi amor te pasa algo?” si bien me parece una excelente idea, es un poco extremo.

A mí me encanta ser cariñosa con mi pareja y como decimos en chile, soy bastante piropera (decirle cosas sobre cómo se ve). Soy de las que lo mira y dice “es que con esa camisa te ves exquisito, de hecho desde que te vi pienso en cómo sacártela”. También soy de las que de inmediato nota cuando la parejo o el chico que me gusta se corta el pelo y se lo hago saber. Es que creo que esa es una manera de demostrarle al otro que una está pendiente.

No llego al punto de enojarme porque no me dicen algo lindo, pero siempre que pasa, se agradece.

Y tú ¿sientes que te miran poco?