El lado oscuro de Marilyn Monroe y su supuesto embarazo

Unas fotos inéditas despertaron intrigas sobre un supuesto embarazo de esta fallecida diva de Hollywood, pero ¿qué hay detrás de su sonrisa?

Por Karen Hernández

Marilyn Monroe es sin duda una de las figuras más importantes de la cultura popular. La polémica con los Kennedy (figura presidencial de los años sesenta) y el "Happy Birthday Mr. President", dedicado a John F. Kennedy, la convirtieron en todo un emblema de los Estados Unidos y su figura poco convencional, su característico lunar y el vestido blanco volando al aire también la llevaron a ser uno de los sex symbol más reconocidos de todos los tiempos.

Sin embargo, detrás de esa sonrisa tan fotogénica de Monroe, había una persona frágil, marcada por un pasado difícil y un exceso de presión dentro y fuera del set. 

        DESCUBRE MÁS

 

Marilyn representó la perfección en carne y hueso: era glamorosa, tenía gran elegancia, un carisma única y un sex-appeal alejado de todo lo convencional.  Con su curvilínea figura y sensualidad revolucionó la industria del cine y de la moda y hoy sigue siendo una gran influencia en la cultura pop.

Aún después de su muerte, este ícono de belleza estuvo rodeado de mitos en torno a su figura, sus relaciones amorosas y hasta su estado de salud mental. Marilyn tuvo una vida corta, murió a los 36 años y se dijo que sus últimos años de vida fueron desordenados y solitarios ya que se convirtió en víctima de problemas psiquiátricos. Su infancia transcurrió entre orfanatos y padres adoptivos ya que su madre fue internada en un hospital psiquiátrico. Marilyn siempre estuvo rodeada de los hombres más cotizados de la industria, sin embargo, mientras al exterior parecía que tenía todo lo que quería, al interior sufría ataques de  hipocondria y ansiedad que le generaban un gran estrés, ataques de pánico y una eminente inseguridad, especialmente después de su divorcio con el guionista Arthur Miller, cuando fue internada en una institución mental.

Este último fue sin duda el martirio de Marilyn ya que en la cinta "The Misfits" (Los inadaptados) le dio un papel que ningún director le dio oportunidad de interpretar donde la actriz era una mujer divorciada y compleja en un entorno dramático, lejos del sex symbol del que el mundo estaba acostumbrado.  "¿Puede un hombre sonreír cuando contempla a la mujer más triste del mundo?", dice el personaje de Clark Gable, frase que quedó como marco perfecto ante el derrumbe, en la vida real, de Marylin. 

También se decía que el deseo más grande de Marilyn era convertirse en madre, sin embargo, padecía endometriosis, una enfermedad crónica que afecta el reproductor femenino, y que llegó a ser causante de sus problemas de fertilidad. La actriz sufrió once abortos espontáneos que provocaron en la actriz una enorme tristeza y aquellas palabras que pronunció en alguna ocasión: "¿Qué tan bueno es ser Marilyn Monroe? ¿Por qué no puedo simplemente ser una mujer normal?".

 Sí, la vida de Marilyn no era tan glamorosa después de todo: jamás fue tomada en serio como actriz, jamás pudo alejarse de la imagen de "la chica rubia de Hollywood" y jamás pudo escapar de su relación con los Kennedy, que se dice, le ocasionó la muerte. Resulta curioso como hace unos días, la figura de esta diva saltó a la mente de todos con una serie de fotografías tomadas por Frieda Hull, en 1960, donde se aprecia un abultado vientre en la que dio pie a rumores de un supuesto embarazo de la actriz. Marilyn estaba casada en aquel entonces con Arthur Miller, pero los rumores apuntan a que podría haber sido producto de una aventura entre ella y el actor italiano-francés Yves Montand. Como sea, será por siempre el secreto mejor guardado de Marilyn.

 

A post shared by Sarah (@justsarahxoxo_) on Feb 18, 2017 at 10:36am PST

Marilyn Monroe Pregnant 💖

A post shared by Maury Spectrum (@mauryspectrum) on Feb 17, 2017 at 9:48am PST

Síguenos en Facebook

Síguenos en Twitter

Síguenos en Instagram