Viña 2013: 5 canciones de Elton John que podrías oír en esta versión

De entre los innumerables éxitos del cantante británico que nos visitará en la versión 2013 del Festival de Viña, escogimos 5 que probablemente podrás escuchar y cantar en una noche llena de emoción en la Quinta Vergara.

Sorry Seems To Be The Hardest Word

Esta melancólica balada ha sido uno de los grandes éxitos del cantante británico en toda su carrera musical. Lanzada como sencillo del álbum Blue Moves en el año 1976, la letra habla sobre una relación amorosa que se está desmoronando, a lo cual Elton John se pregunta “¿Qué tengo que hacer para que me ames? ¿Qué tengo que hacer para que te importe?”, acompañado del afligido sonido de su piano. El cantautor argentino Pedro Aznar reversionó la canción en el año 1996 con el nombre de “Ya No Hay Forma de Pedir Perdón” y está incluida en su disco David y Goliath.

Candle In The Wind

Escrita originalmente por Bernie Taupin y musicalizada por Elton John, esta canción aparece en el disco Goodbye Yellow Brick Road (1973) y fue creada como tributo a Marilyn Monroe, quien había muerto 11 años atrás. Tras el deceso de la Princesa Diana de Gales en 1997, el músico inglés realizó una versión especial de Candle In The Wind para cantarla en su funeral, por lo cual cambió la letra de “Goodbye Norma Jean” a “Goodbye England’s Rose” (Adiós, Rosa de Inglaterra). La nueva canción fue lanzada como sencillo y alcanzó gran popularidad, llegando a ser el single más vendido de todos los tiempos, con 37 millones de copias en todo el mundo.

Tiny Dancer

Uno de los grandes clásicos del cantante británico y el single que lo lanzó a la fama mundial en el año 1971 con el disco Madman Across The Water. La canción fue escrita por Bernie Taupin con la intención de capturar el espíritu de la California de 1970, donde quedó anonadado por la gran cantidad de mujeres hermosas que allí conoció. El legendario tema ha sido versionado por múltiples artistas internacionales, entre los que se encuentran Red Hot Chilli Peppers, David Grohl de Foo Fighters y Ben Folds, y también ha estado presenta en la cultura pop a través de los años, siendo citada en la sitcom estadounidense “Friends” y en la película “Almost Famous” de Cameron Crowe.

Don’t Let The Sun Go Down On Me

La versión original data del año 1974 y fue uno de los sencillos más exitosos del octavo disco de Elton John, Caribou, pero no fue hasta 1991, cuando la cantó junto a George Michael en el estadio Wimbledon de Londres, que la canción reventó los charts internacionales. El dueto fue grabado durante ese concierto y fue publicado menos de un año después, donde se convirtió en un éxito rotundo y en el único N°1 en vivo de la era moderna.

Rocket Man (I Think It’s Gonna Be A Long, Long Time)

Parte de uno de los discos más exitosos del británico, Honkey Chateau (1972), la canción se considera una alusión al sencillo de David Bowie, “Space Oddity”, y aunque la escribió Taupin solo inspirándose en la visión de una estrella fugaz, el mismo Bowie ha hecho la conexión en sus shows en vivo gritando “Oh, Rocket Man”, mientras toca su clásico de 1969. Sea como sea, el single de Elton John alcanzó el N°2 en Reino Unido y el N°6 en los Estados Unidos, y fue usada como canción final durante el 360° Tour de la banda irlandesa U2.