Diversión

¿Te quedas en Santiago? Cuatro alternativas para ir de picnic y disfrutar de l a naturaleza

Naturaleza a un paso Están muy cerca de Santiago, pero muy lejos del ruido y el estrés. Te invitamos a sentir la libertad junto a tu familia y respirar sólo oxígeno dentro de los bellos parques nacionales y santuarios de la naturaleza que seleccionamos para ti.

Río Clarillo.

Dentro de la comuna de Pirque se encuentra esta hermosa Reserva Nacional que abarca 13.185 hectáreas. En ella podrás avistar diferentes tipos de aves como zorzales, cachuditos, churretes, turcas, rayaditos, fios-fios, tencas, cóndores y águilas. Asimismo recorrer sus senderos de peumos, quillayes y lingues. Para los niños, nada mejor que los pozones formados por roqueríos, donde pueden bañarse con tranquilidad. Se cuenta también con área de picnic en las distintas riberas del río Clarillo. No está permitido acampar. La tarifa de acceso es de $2.500 adultos y $700 niños.

 

 

Imagen

 

La Campana.

Pertenece a las comunas de Hijuelas y Olmué, a 160 kilómetros de Santiago. Su sello son los bellos bosques de palma chilena con que cuenta, aunque también se puede recorrer el bosque nativo abundante en peumos, quillay, espino, litre, canelo, maqui y colihue. El Parque Nacional –que fue declarado Reserva de la Biósfera por la Unesco en 1985– se divide en tres zonas (Granizo, Palmas de Ocoa y Cajón Grande), y en cada una de ellas cuenta con muy bien delimitadas zonas de camping y picnic. La tarifa de acceso es de $2.000 adultos y $1.000 niños.

 

Cordillera Yerba Loca.

Se trata de un bellísimo parque ubicado en la comuna de Lo Barnechea, camino a Farellones. En él se puede apreciar la flora cordillerana y ver sobrevolar continuamente majestuosos cóndores. Su mayor atractivo es el glaciar La Paloma, lugar al que se puede llegar luego de 9 horas de caminata suave. Durante el trayecto se conocen bellos valles donde se puede acampar y tomar el agua de sus cristalinos esteros. Asimismo, se pueden realizar cabalgatas junto a arrieros de la zona. Valor: $2.500 adultos y $1.500 niños.

 

Santuario de la Naturaleza. El agua del estero Arrayán, que baja por todo el Santuario, es la característica principal de este hermoso lugar. Su muy tupida vegetación precordillerana la hace un lugar ideal para pasar los días calurosos. Asimismo, las aguas del estero son especiales para practicar pesca con mosca. Posee muy buenas rutas de trekking, y pese a que no se puede acampar ya que la visita es diaria, cuenta con excelentes espacios para picnic y asados. Tarifas: $2.500 adultos y $2.000 niños.