La obsesión por Into the wild

intothewild2.jpg

Hace tres años que vi por primera vez Into the wild (impecablemente escrita y dirigida por el seco Sean Penn). Ahí comenzó la obsesión por saber quién era y que motivó a este personaje real en el que está inspirada la cinta que a su vez está basada en el best seller del mismo nombre de Jon Krakauer (un reconocido escritor estadounidense especializado en libros sobre alpinismo). La película cuenta parte de la vida de Christopher McCandless, (interpretado por Emile Hirsch, el mismo de “La chica de al lado”) un joven norteamericano de clase alta, recién graduado de la universidad, que abandona su vida de comodidades para emprender rumbo hacia rutas salvajes y desconocidas, con la intención de llegar hasta Alaska, perdiendo todo contacto con su familia y convirtiéndose en un nómade errante por algo más de dos años.

La cinta me llegó no sólo por la conmovedora historia que cuenta, sino también por la perfecta fotografía y la increíble banda sonora a cargo de Eddie Vedder (Pearl Jam), que sumadas al guión y a unas actuaciones de lujo (Marcia Gay Harden, William Hurt, Jena Malone, Katherine Keener, Kristen Stewart, Vince Vaughn y Hal Holbrook), hacen de esta película una obra de arte. No es el tipo de película que usualmente me gusta; bastante larga (algo menos de tres horas) y triste, pero realmente vale la pena verla y reflexionar acerca de la vida de este joven que hastiado, angustiado y decepcionado de la vida moderna y de sentirse un extranjero en su propio país, decide partir con lo mínimo, rompiendo con todo, para encontrarse a sí mismo y ver qué hay más allá del reducido mundo que conoce hasta ese momento.

Para los que aún no la ven, he aquí el tráiler

Para los que quieren saber más, googleando se puede encontrar mucha información acerca del verdadero Christopher McCandless. Además el libo está disponible en librerías chilenas.