Felipe Vergara: Teatro y talento se unen

05felipevergara233x350.jpg

Felipe Vergara nos muestra todo su talento como director, con dos obras en las tablas chilenas, en menos de un mes. No para. Incluso tiene la agenda de estrenos de aquí a fin de año. Vida laboral perfecta, dirían ustedes, pero no. A las pocas horas del estreno de La Invitación supe que había sido asaltado dónde le quitaron todo y más encima, le pegaron. Supo como reponerse de esta mala sorpresa. Al igual que cuándo sintió la presión de una vida agitada hace un par de años. Y así, bastó un par de días para que retomara con los ensayos de Correr con Fuego obra que estrena esta semana.

Así es el power de Felipe. Un futuro Coach, lo doy por firmado.

Día del Estreno “La Invitación”

En esta obra utiliza el concepto de actuaciones invisibles. Es un tipo de montaje realizado en un departamento bien lindo y antiguo de Providencia. Allí nos insertamos en el matrimonio compuesto por Baltazar Lyon (José Luis Bouchon, que además es codirector) y Pilar González (Ingrid Parra), una joven pareja que invita a sus mejores amigos a comer ( y que supuestamente somos nosotros) con el objetivo de que “El Balta” dé a probar los menús que preparara y así cumplir su sueño: un contrato en el restaurante.

Nos recibe Baltazar con una amplia sonrisa y un poco acelerado “¿es parte de la obra o no ha comenzado?” le comento de lo más amiga a Fernanda Hansen, una de las invitadas también al estreno. Como un par de appetizer y acepto una copa de vino. Hay silencio, casi un tanto incómodo, porque todo se realiza en el living de un departamento, algunos rompen el hielo hablando de la vida y que hace frío. Y otros al igual que yo, simplemente comen las cosas ricas que están en la mesa de centro.

Tocan el timbre y es la actriz Ingrid Parra que llega, saluda y dice, “Me cambio y vuelvo”. Y tal cómo sucede cuando vas visita a una casa y porque todas las paredes tienen oídos… Se escucha una pequeña pelea de casados. Rápidamente entra Baltazar, pide disculpas y como si fuéramos sus íntimos amigos, nos dice “Ustedes la conocen…disculpen, pero coman por favor, ¿les traigo más?”.

En esta dinámica transcurren los 80 minutos que dura la obra. Mezcla de un juego de realidad y ficción, donde la incógnita siempre está presente. Incluso en el final ya que tiene dos versiones; Una para mujeres y otra para hombres.

Felipe ¿Cuál es la diferencia de esta obra con las anteriores?

La diferencia es de 360 grados, antes había tocado el tema del drama, pero aquí los espectadores se sienten súper identificados. Saqué el escenario, puse al público en un lugar que no fuera teatro. Quiero que el público tome la obra desde otra actitud.

¿Por qué teatro invisible?

Nosotros comenzamos a utilizar el nombre de teatro invisible, con José Luis Bouchon, co director del montaje. Es muy difícil que el actor comience a hablar así cómo te estoy hablando. Se nos ocurrió.

¿No será muy intimidante, que los actores te hablen?

Jamás vamos a intimidar a ningún espectador.

Director con power!

Te veo con harta energía, te envidio.

Lo que pasa es que corro todo el día, mi training diario parte a las 7 de la mañana, después nado hasta las 10. Luego ensayos y el 5 de mayo estreno “Correr con fuego” Dramaturgia contemporánea alemana. Ahí trabajo con la actriz Alessandra Guerzoni y el actor Diego Ruiz.

No te dicen nada, porque eres un director joven (no es que yo sea vieja)

Jajaj (ríe) Son respetuosos con mi trabajo, no me ha tocado ningún actor mañoso, me escuchan, me encuentran buenas las propuestas, respetan mucho las jerarquías. Yo los escucho también, siempre con mucho respeto.

La obra tiene un final para mujeres y para hombres, ¿Por qué?

Este trabajo por si Solo tiene su propia voz. Cuando lo comenzamos a ensayar claramente si estamos hablando de una relación de pareja y pensamos que visto de dos puntos de vista sería interesante.

Te ha ido bien en el mundo del teatro, obra que estrenas es exitosa, y sólo tienes 26 años ¿Te motiva o esto te pones más exigente?

Es una mezcla de ambas cosas, hacer teatro en este país es súper complicado, no cualquiera se mantiene haciendo teatro en este país. El 100% de mis ingresos vienen de ahí, problemas de lucas no tengo. A cualquier actor se le hace muy difícil hacer teatro por lo mismo, no hay plata para hacer teatro.

Por eso, has tenido suerte..

Salí de la Universidad el 2006 y salí más perdido que el Teniente Bello. Estudié Dirección de Arte y me gustaba el tema más cine. Estudié un año y me llamaron para participar en una teleserie “Fortunato”, que nunca la vi, me daba pudor…hacía un personaje eh…ni quiero recordarlo. Hice muchas cosas en algún momento, decía a todo proyecto que sí y colapsé en el día de mi cumpleaños, frente a todos mis invitados. Creo que tenía mucha presión encima y me tomé todo el resto del 2009 libre.

¿Qué hiciste en ese tiempo sin sentir la presión externa?

Salí. Viajé. Estuve mucho rato solo, escribí en tranquilidad, sin apuro. Preparé la obra “María Bonita” que estrenamos en junio del año pasado y estuvo a tablero vuelto, tres meses en Amanda.

Tú eres la antítesis del tipo que sale de la Escuela de Teatro, y que se presenta a miles de casting, sin tener resultados.

Es sólo una cuestión de actitud. Viene de la familia, el ímpetu, la mayor parte de la afirmación en teatro es que te enseñan a ejercer una profesión, pero cuando sales, te pierdes. Igual uno a veces está arriba y otras veces abajo, no me gusta proyectarme mucho, pero me han ofrecido muchos trabajos a los que he tenido que decir que no, por lo que te comenté anteriormente.

Pero admite que tienes una súper buena red de contactos.

No para nada. Creo que la red de contactos se va haciendo a medida que vas trabajando, si uno no trabaja ni se inspira en lo que está haciendo es imposible crear una red de contactos. Por ejemplo, si un actor no le gusta trabajar conmigo, le dice al otro. Y si uno es bueno en lo que hace, lo llaman. Yo siempre he sido de esa parada, nunca he tenido que andar pidiéndole pega nadie y eso tiene que ver con los principios y formación familiar.

Estás para hacer coaching a las escuelas de teatro o la gente desempleada

No sé si pa’ tanto, es que los que salen de teatro, no se saben manejar y en este medio hay que saber manejarse. Hay que tener una postura y convicción para hacerlo.

“En mi biblioteca personal, Fuguet tiene un espacio especial”

No sé cómo llegamos a hablar de Alberto Fuguet, y me pareció interesante conocer lo fan que es de este escritor chileno.

¿Conoces a Alberto Fuguet?

Me lo encontré una vez y fue bien raro. Yo le estaba tomando una foto a un edificio y escuché que alguien me dice, ¿te gusta ese edificio? Y yo sólo atiné en responderle. Sí…

Me encanta Fuguet le sigo toda la carrera. Si él me llamara para hacer una película yo voy, si fuera a dirigir una serie de televisión yo voy. A mucha gente le carga. Hablas de Fuguet y te dicen cómo te puede gustar, para mi es genial. Velódromo me encantó. Y que el libro Aeropuertos, el último que leí, venga con un dvd lo encuentro fantástico.

¿Cuál fue el primer libro que leíste de él?

Leí Mala Onda en Tercero Medio. Una pololita que tenia, me leyó El Macana, en el Parque Inés de Suárez. Desde ahí creo, ha sido mi inspiración, incluso en mis propios textos.

Entonces, llevarías un libro de Fuguet a las tablas

De todas maneras llevaría uno de sus libros al teatro. Yo adaptaría, si él me cediera los derechos.

Quién sabe…en una de esas lee esta entrevista- Le digo algo entusiasmada.

FICHA OBRA:

La invitación

1936451754350171014100672298031946565828028o266x420.jpg

Dirección: Felipe Vergara
Co- dirección: José Luis Bouchon
Compañía: NOMADE
Diseño de Vestuario: Luciano Brancoli
Diseño Gráfico: Cheo González
Productor Gastronómico: José Miguel Manríquez
Elenco: Ingrid Parra y José Luis Bouchon
Facebook: pilar-gonzalez baltazar-lyon

Todos los viernes y sábados a las 21:30 horas

Valor entrada: $10.000, incluye appetizer.

Sólo 20 cupos por función. (dirección al hacer la reserva)

Reservas: celular 8 760 07 10  mail: [email protected]