John Locke y Benjamin Linus (“Lost”), juntos de nuevo en TV

De sobrevivientes a policías.

-Terry O’Quinn (Locke) y Michael Emerson (Linus), dos de los protagonistas de la serie estadounidense “Lost”, vuelven a compartir roles y nuevamente bajo las órdenes de J. J. Abrams, creador de la exitosa serie que contaba las historias de supervivencia del grupo de pasajeros del vuelo Oceanic 815.

Esta vez el drama de la isla queda a un lado para pasar a la comedia en la serie “Old jobs” (título provisional), una historia cargada de humor que cuenta las aventuras de dos antiguos policías. Abrams les encargó el guión a Jos Appelbaum y André Nemec, con quienes ya trabajó en “Alias”, el primer gran éxito de este productor, director, escritor, actor y compositor. Era una serie de espionaje y acción, basada en la lucha de la inteligencia estadounidense contra el crimen internacional. Ésta, igual que la de O’Quinn y Emerson, fue emitida por NBC (2001-2006). Estos guionistas son los encargados de hacer el texto de “Misión imposible 4”.

La pareja ya demostró química en “Lost”, el diario El Mundo dice que ahora como pareja cómica serán los espectadores quienes deberán determinar si lo hacen igual de bien juntos en roles más chistosos.

Michael Emerson, tiene carrera en TV. No sólo es conocido por su personaje de Ben Linus, también actuó en “La ley y el orden”, “The X-Files” y “The Practice”, ganó un Emmy en 2001 como Mejor Actor Invitado en una serie dramática por su rol en “The Practice” y otro en 2009 como Mejor Actor de Reparto en una serie dramática, por su papel en “Lost”. Ha hecho además cine y mucho teatro.

Terry O’Quinn también tiene historia de series, estuvo en “The X-Files”, “Alias”, “Millenium”,”Law & Order: Criminal Intent”, “The West Wing” y “Star Trek: la nueva generación”. Ganó un Emmy en 2007 como Mejor Actor de Reparto en serie dramática por su actuación de John Locke en “Lost”, venciendo en esa oportunidad a Emerson.

Y como dice el diario español, habrá que verlos actuar juntos en comedia para determinar si son igual de buenos que en drama, yo apuesto por que sí.