Dos libros: “Carla y los ambiciosos” y “Carla, una vida secreta”

¿Cómo ha logrado cambiar tanto su imagen esta mujer?

-Ambos se refieren a la modelo, cantante y actual primera dama de Francia, Carla Bruni y salen a la venta esta semana en ese país. Uno relata su día a día en el Elíseo, dejándola como la discreta esposa de Nicolas Sarckozy; el otro, como una manipuladora “devorahombres”. ¿Qué rol le viene más a esta mujer?

“Carla, una vida secreta” (“Carla, une vie secrète”) de Besma Lahouri y que se comenzó a vender ayer, se adentra en la cara oculta de la cantante. “Carla es seductora como una gata, lista como un simio y fría como una serpiente”, dice Jean-Jacques Picart, antiguo asociado del diseñador Christian Lacroix, en este libro. El abogado Arno Klarsfeld, con quien la cantante tuvo una relación llena de peleas, incluso con platos rotos de por medio, dice en las mismas páginas que esta mujer es una verdadera tigresa cuando supo que se casaba con el presidente de Francia.

Besma Lahouri es una periodista que se hizo conocida cuando publicó la biografía de Zinedine Zidane, mostrando la otra cara del futbolista francés. Para escribir el de la primera dama, se reunió con familiares, sus amigos más íntimos, ex amantes y su niñera en Italia. Con estas entrevistas, la autora buscó mostrar cómo Carla Bruni ha logrado darle un giro radical a su imagen desde que se convirtió en primera dama.

Respecto de su vida amorosa, la autora dice en el texto que “Carla y sus ex, es una verdadera saga, una lista interminable de conquistas ultramediatizadas cuyas sombras siguen planeando sobre la vida de Nicolas Sarkozy, quien tiene que lidiar a diario con esta cargante tribu compuesta por cantantes, filósofos, abogados, empresarios, hombres de la prensa o de la escena política”. Como ella mantiene buenas relaciones con todos, en más de alguna oportunidad. De hecho, todos los domingos Raphaël Enthoven, el padre de su hijo, se queda a tomar una copa en el Elíseo cuando pasa a buscar a Aurélien.

Dice también la periodista, que Carla es asidua al bisturí, que se compara con una primera dama, Michelle Obama y que sólo le tiene celos a una mujer, Cecilia, la ex esposa de Sarkozy.