Santiago a Mil: “Angel de la Muerte”

cuando: Martes, 17/01 (20:30)dónde: Museo de Arte Precolombino (Bandera 361, Santiago Centro)precio:$12.000

[ficha]El plato fuerte del pasado Festival Teatro a Mil (Fitam) fue el alemán Frank Castorf, con su monumental y controvertida “Estación América”. Pero hubo una verdadera exquisitez, una sorpresa en el menú teatrero que hizo rendirse unánimemente a los expertos.

En rigor fueron tres bombones, o sea tres montajes del provocador director y coreógrafo belga Jan Fabre (ver el recuadro). El más visto, “Cuando el hombre principal es una mujer”, tuvo a una actriz bañándose desnuda en 17 litros de aceite de oliva.

Hay buenas noticias para los que gozaron con esa atrevida propuesta: una nueva obra de Fabre llegará a Chile. Del 18 al 22 de enero, como parte del ahora llamado Festival Santiago a Mil, se presentará “El ángel de la muerte” en el Museo de Arte Contemporáneo. En este montaje, Fabre, como lo ha hecho en otras obras, toma como referente a Andy Warhol. La actriz croata Ivana Jozic se mueve en un escenario rodeado de cuatro monumentales pantallas, cada una ubicada simétricamente a sus costados. Ella interactúa con las imágenes, y literalmente entabla diálogos con ellas, además de gesticular y danzar.

Según su autor esta obra es el encuentro de tres almas, y de paso un homenaje. Porque, además de Warhol y Fabre, está presente el espíritu de William Forsythe -el audaz y pionero director del Ballet de Frankfurt- a quien dedicó esta obra.

En “El ángel de la muerte” aparece la fascinación personal de Fabre por la transformación, por la belleza del cuerpo, por lo hermafrodita y la doble identidad. Sin embargo, el artista belga tiene la ambición de abarcar otros tópicos, como la contradicción de ser artista y el delicado balance entre la fama y el anonimato.

Fabre se ha convertido en uno de los artistas vanguardistas más interesantes de Europa. Lleva más de dos décadas creando su propio lenguaje artístico con coreografías, obras de teatro, esculturas, películas y dibujos. Fuentes de inspiración suyas son la pintura flamenca y el estudio de los animales. Él lo explica: “Los animales son los doctores y filósofos más importantes. La forma en que se mueven, sus técnicas de supervivencia, su organización social, sus hábitos sexuales… son realmente un ejemplo del que tenemos que aprender aún muchas cosas”.

Por Verónica Marinao para EMOL

Presentaciones: 17-18-19-20-21 Enero a las 20:30