Tres poderosos beneficios del aceite de coco para tus pestañas

Perfecto para la piel y cabello, y ahora también para tus pestañas.

Las pestañas pueden armar o desinflar tu look en un instante por lo que cuidarlas es una gran prioridad. Por suerte el aceite de coco es nuestro aliado en esta labor.

En sí, el aceite de coco tiene muchos beneficios, tanto para la salud como para nuestra piel. Pero enfocándonos en las pestañas es un componente completo para cuidarlas. Aquí te presentamos todo lo que puede hacer por ellas.

Cómo remover el maquillaje de tu rostro de manera natural

No solo dejará tu rostro limpio, también dejará otros beneficios para tu piel.

Beneficios del aceite de coco para tus pestañas

Repara daños y ayuda al crecimiento

El aceite de coco puede tratar las pestañas dañadas y promover su crecimiento. Los nutrientes de este aceite penetran en las pestañas, nutriéndolas y manteniéndolas saludables, previniendo su deterioro.

Hidrata y fortalece

No solo es seguro usar aceite de coco alrededor de tus ojos, sino que también hidrata y fortalece tus pestañas.

De hecho, un estudio mostró que al aplicar aceite de coco en tus pestañas antes y después de lavar tu rostro puede ayudar a hidratarlas y fortalecerlas aún más.

Limpia a profundidad

Las pestañas recogen muchas impurezas, especialmente con extensiones, por lo que es importante mantenerlas limpias, y allí es donde entra el aceite de coco.

Según reseña la revista Teen Vogue, su consistencia aceitosa, además de sus componentes, hacen que esta sustancia sea perfecta para barrer con cualquier elemento que pueda afectar tanto tu visión como las pestañas.

Si no sabes cómo aplicar el aceite de coco en tus pestañas no te preocupes, es más fácil de lo que parece.

Puedes usar un hisopo, una mota de algodón o incluso un viejo cepillo para rímel. Solamente humedece ligeramente cualquiera de estas herramientas en el aceite de coco y frota suavemente desde el final del párpado hasta la punta de las pestañas.

Déjalo reposar unos minutos y enjuaga delicadamente con agua, o si gustas puedes usar una toalla húmeda para retirarlo.

Te recomendamos en video