Cuando la depresión te hace creer que no mereces ser amada

La depresión juega con tu mente de muchas formas diferentes pero si estás pasando por un momento difícil, debes saber que siempre habrá alguien para sostener tu mano

Estamos viviendo momentos muy difíciles pero mientras que algunos saben que es algo que eventualmente pasará, para quienes padecen ansiedad o depresión, esto como un callejón sin salida.

La depresión hace que todo se sienta más pesado y aunque hoy en día es un mal común que afecta a muchos, sigue siendo muy malinterpretada.

No es sólo necesitar de palabras de aliento, ni tampoco de llenarse de mensajes positivos que te recuerdan que todo estará bien. Tampoco se trata de "sonreír" o hacer yoga o cualquier otra cosa que haga que te olvides de ella.

La depresión juega con tu mente y te hace creer muchas cosas, entre ellas, que no mereces ser amada. Y es que así como ocurre con la ansiedad, la depresión te hace sentir que no eres suficiente, que eres una carga para otros y que nadie podría querer a alguien "como tú".

LEER MÁS: Normalicemos las terapias psicológicas ante una depresión o ansiedad

Te despiertas sintiéndote pesada, incapaz de moverte de la cama. Tu cuerpo se hunde en el colchón mientras luchas contra tus pensamientos. Es un ciclo vicioso que se ha reforzado en estos días de incertidumbre.

Quizá en estos momentos te sientas más sola e incomprendida que nunca. Quizá tengas menos ganas que antes de moverte. Pero te diré algo, la depresión no te hace desagradable, a pesar de lo que puedas pensar.

ansiedad

No, la depresión no te hace desagradable, de hecho te vuelve más significativa. Quien te ama, no te considera un estorbo, ni tampoco una carga.

Incluso en tus días más oscuros, sigues siendo luz y tu presencia en la vida de otros es mucho más valiosa de lo que crees.

Los que te aman no te ven como una cobarde. De hecho, te ven con admiración por ser capaz de superar las probabilidades una y otra vez. Cada batalla te hace más fuerte y te enseña nuevos trucos para seguir adelante. Todas esas peleas que sostienes te hacen un poco más fuerte y un ejemplo para muchos otros.

TAMBIÉN LEE: Las mujeres que bailan en tiempos de crisis son capaces de superar cualquier obstáculo

No, la depresión no te hace desagradable; te hace más resistente.

Trabajas todo el tiempo para acabar con esos demonios que atormentan tu mente y frente a eso, hasta el más valiente se tambalea.

Pero tú no. Tú tienes tus formas para lograrlo y eso es lo que al final del día te mantiene de pie. Créelo, eres más que suficiente y tu depresión no de hace indigna de amor.

Los que te aman quieren verte ganar y que te creas que eres una inspiración; porque en serio lo eres. 

Puede que tengas días en los que te sientas malhumorada o que sólo quieras llorar; pero eso no te hace difícil de amar. Puede que de un momento a otro sientas que lo único que quieres es estar encerrada entre cuatro paredes y que nadie te vea, pero eso tampoco significa que no merezcas amor.

Mereces el amor más hermoso de todos y está ahí, más cerca de lo que crees. La persona correcta, hará todo porque estés bien en lugar de recordarte que tienes depresión.

Te recomendamos en video