Bienestar

Claves para evitar una intoxicación por consumo de mariscos

La manifestación de un agudo dolor abdominal, náuseas y vómitos, acompañados de dolor de cabeza y fiebre pueden alertar a las personas de ser víctimas de una intoxicación. No obstante, simples medidas pueden evitar una infección que en algunos casos puede llegar a ser mortal.

 

 

Imagen foto_0000002220140123172911.png

Durante las vacaciones el consumo de mariscos y pescados registra un considerable aumento, es por eso que se debe extremar el cuidado y se deben tomar las medidas de precaución para evitar el contagio de este tipo de infecciones.

 

Según explica la doctora Katherin Falck, Médico Gestor de Calidad de Help, los cuidados que se deben tener son medidas simples y fáciles de incorporar en la rutina diaria de quienes se encuentran de vacaciones y tratan directamente con este tipo de alimentos.

 

"Consumir mariscos y pescados cocidos es lo primero a considerar. Ningún alimento proveniente del mar debe ser ingerido crudo, de este modo se minimiza la posibilidad de ser contagiado. El tiempo de cocción de los alimentos no puede ser inferior a los 5 minutos, ya que de ser menor a eso, la bacteria puede eventualmente permanecer viva y producir el contagio" sostiene la doctora Falck.

 

Además, la especialista advierte que la mantención de la cadena de frio es crucial, ya que su quiebre favorece la proliferación de algunos microorganismos, que por ellos mismos o las toxinas que producen, son en definitiva los que nos enferman. Es importante saber que algunas toxinas son termoestables esto quiere decir que a pesar de la cocción del producto, mantendrán su capacidad de enfermarnos.

 

"Para evitar esto, nuestras autoridades están monitoreando permanentemente nuestras costas y cuando se pesquisan productos marinos con este tipo de sustancias, se prohíbe la extracción en la zona", explica la facultativa.

 

Quienes manipulan estos alimentos juegan un rol fundamental en la prevención. Recomendaciones para evitar el contagio:

 

· No consuma mariscos crudos, especialmente durante los meses de más calor.

 

· Hierva a lo menos por 5 minutos todos los productos extraídos del mar.

 

· Cuide que los mariscos y pescados que consuma sean comprados en lugares autorizados.

 

· Mantenga siempre los alimentos refrigerados a baja temperatura respetando la cadena de frío, esto incluye el transporte.

 

· Lave con agua y detergente aquellos utensilios usados para manipular pescados y mariscos crudos, antes de usarlos en otro tipo de alimentos.

 

· En caso de no consumir toda la porción de pescados y mariscos cocidos, enfríe y refrigere el restante, pero debe consumirlo máximo dentro de las 12 horas siguientes.

 

· Si manipula alimentos, lave bien sus manos y use guantes para protegerse usted mismo y al resto.

 

· Consumir alimentos de procedencia conocida y certificada por la autoridad sanitaria.