¡Ideas para salvar el mundo! Joven odontóloga crea cepillo dental de madera biodegradables

Mientras que los plásticos duran 1.000 años en degradarse, este dura 5 años y se convierte en abono, explica.

Cada día nacen nuevas ideas e inventos que son un granito de arena en la difícil labor de proteger el medio ambiente y los ecosistemas. En Costa Rica, una odontóloga arrancó un pequeño proyecto de cepillos ecológicos: Ecocepillos que son fabricados con madera, para competir con las marcas ya existentes y que fabrican sus productos a base de plástico.

En Argentina, tres jóvenes también crearon su propia marca para cuidar al planeta.

En su cuenta en twitter @KathyHi3 Kahty asegura que los originales cepillos de dientes, de la marca Apuyantra, “son muy baratos, la idea es ayudar el planeta. Mientras que los plásticos duran 1.000 años en degradarse, este dura 5 años y se convierte en abono”.

Su idea ha causado sensación en las redes sociales y cada día le llueven cientos de ofertas de personas que quieren unirse a la idea de adquirir un cepillo que ayude a salvar el planeta de los artículos contaminantes y que no son biodegradables.

Los cepillos Apuyantra, tienen una vida útil de tres meses y ya están disponibles en muchas tiendas de Costa Rica.

Los Ecocepillos de dientes tienen un diseño especial en sus cerdas para así poder dar una mejor limpieza bucal. Las cerdas están hechas de fibra de bambú, no de plástico y colocados directamente a la tierra pueden durar entre cinco y seis años en degradarse, según la información de Ayupandra.

Cada año se desechan miles de millones de cepillos que duran 500 años en degradarse. Este es un problema ambiental grave.

“Son cepillos de dientes 100 % elaborados de Bamboo (incluyendo sus cerdas). La idea inicia tras una recolecta anual de basura en la playa, es aquí donde nos damos cuenta que uno de los mayores contaminantes de los océanos son los cepillos de dientes (al igual que las pajillas y las tapas de botellas plásticas.) Hemos encontrado una opción sustentable para el cuidado de sus dientes y el de sus hijos”, asegura también Apuyantra en su cuenta en Instagram con el mismo nombre .

En Argentina, tres jóvenes también diseñaron un cepillo con mango de bambú, un material ecológico, biodegradable y de rápida renovación ambiental.

Francisco Mirabella, de 27 años y licenciado en Ciencias Ambientales), en compañía de Francisco Malfitani, administrador de Empresas de la UB y Martín Lela, licenciado en Marketing; desarrolló un emprendimiento nacional, con bambú de China.

A los cepillos los bautizaron Meraki, que en griego significa “hacer algo con amor y creatividad, poniendo el alma en ello”. Ya llevan vendidas 50 mil unidades en menos de un año. El emprendimiento sumará en marzo la versión del cepillo para chicos (Merakids), con cerdas de colores, y otro producto ecológico: cucharitas de helado, también de bambú.

El bambú es un material biodegradable contribuye a la disminución de materiales dañinos para el medio ambiente porque se reintegra al suelo de manera natural. El recurso renovable, además, genera 30% más de oxígeno que los árboles, y ayuda a reducir los gases de dióxido de carbono.

Te recomendamos en video: