¡Dramático! Orangután se pelea con máquina excavadora que destruye su hogar

La mano inmisericorde del hombre arrasa todo a su paso. En esta escena puede verse el daño que la humanidad causa por la tala indiscriminada de árboles.

Ocurrió en la isla de Borneo, ubicada entre Indonesia y Malasia, en Asia. Un orangután se pelea como un monstruo de metal que destruye su hogar. Es una excavadora que tala árboles. En el lugar habitan probablemente los últimos orangutanes del planeta.

La tala de árboles ha cercado a las poblaciones de orangutanes y otras especies. La industria de la madera, tanto legal como ilegal, ha conducido a estos mamíferos a un camino seguro hacia la extinción.

Aunque muchos cuestionan que los animales tengan sentimientos, en este video se puede ver la desesperación de un ser vivo que no está haciendo otra cosa que luchar por su hogar.

La escena fue difundida por la organización Internacional Animal Rescue. En un video de poco más de un minuto se observa al orangután tratando de impedir que derriben más árboles. El mamífero se encarama sobre un enorme árbol que fue derribado ya para enfrentarse a la máquina. Algo conmovedor.

Greenpeace: Más de mil orangutanes amenazados por  la tala ilegal

Fotos tomadas por Greenpeace Indonesia en marzo de 2018 revelan al menos seis asentamientos de madereros ilegales dentro de la concesión PT Moharison Pawan Khatulistiwa (MPK) en Sungai Putri, un bosque de turberas de 57.000 hectáreas y uno de los últimos refugios del orangután en el mundo.

La tala se realiza al amparo de la oscuridad, incluso en lugares donde se encuentran nidos de orangután, y termina justo antes del amanecer, cuando salen de la selva los camiones para transportar las pilas de madera a los aserraderos y tiendas de muebles en Ketapang.

“Esta situación pone en evidencia al Gobierno de Indonesia, que ha prometido constantemente proteger Sungai Putri. Hace más de un año, el Gobierno ordenó a MPK que dejara de destruir el bosque y las turberas, pero sus excavadoras han seguido trabajando y las motosierras están terminando el trabajo. El Gobierno no puede tolerar esto: debe respetar la ley y garantizar la protección total y permanente de este valioso bosque“, ha declarado Ratri Kusumohartono, activista forestal de Greenpeace Indonesia.

En 2015, el Gobierno indonesio aprobó los planes de tala de la empresa MPK en una concesión de 48.000 hectáreas, gran parte de la cual se superpone con áreas de turberas muy profundas que, en teoría, estaban protegidas por la legislación.

Los científicos estiman que la población de orangutanes de Borneo se ha reducido a la mitad en los últimos 16 años.

Según un análisis reciente del Centro para la Conservación de los Recursos Naturales (BKSDA) Sungai Putri alberga entre 950 y 1.200 ejemplares de orangután. El 84% de este hábitat está cubierto por turberas.

En los últimos 10 años, las organizaciones BKSDA e International Animal Rescue (IAR) han rescatado a más de 30 orangutanes en Sungai Putri y sus alrededores, donde siguen amenazados por la caza, la tala y la expansión del aceite de palma.

“Sungai Putri alberga una de las poblaciones de orangután más importantes del mundo. Pero la destrucción del hábitat obliga a los orangutanes a visitar las plantaciones y granjas vecinas en busca de alimentos, lo que a menudo provoca conflictos con los humanos. Por eso el año pasado tuvimos que rescatar a un orangután macho en la parte sur de la concesión de MPK. Estamos en un momento crítico para el orangután de Borneo, sin bosques como este no pueden sobrevivir“, ha declarado Karmele Llano Sánchez, directora del Programa de IAR en Indonesia.

“Sungai Putri es uno de los últimos refugios de los orangutanes y la supervivencia de la especie depende de la creación de refugios de vida silvestre y la protección de los existentes. Es hora de que el gobierno de Indonesia garantice la plena protección de Sungai Putri, su bosque y la vida silvestre que albergue”, ha agregado Kusumohartono.

Te recomendamos en video: