¿Cuántos pasos debes caminar para bajar de peso?

Y la pregunta del millón... ¿en realidad funciona?

10,000 pasos es el número mágico que los especialistas en salud nos habían recomendado caminar todos los días para mantener el peso ideal. Pero ¿en realidad funciona como dicen?

Un poco de historia

Resulta que esta idea surgió de una campaña de marketing llevada a cabo en Japón en la década de los 60. Fue en el periodo de los Juegos Olímpicos de Tokio en 1964 en donde una compañía ideó un dispositivo especialmente creado para aquellos que gustan de monitorear su salud.

Se trataba de un medidor de 10,000 pasos cuyo nombre en japonés es Manpo-Kei (“Man”: 10,000, “Po”: Pasos, “Kei”: metro), uno de los primeros podómetros de la historia.

Smartwatch

 

Smartwatch podómetro
Color blanco
De: $629.00 (-54%)
A solo: $284.00

adquierelo-0fb3cb263f4e0bd8f03bd108dc2c3cb8.jpg

¿Para qué sirve caminar 10,000 pasos?

Según la Asociación Cardiaca Americana, esta actividad ayuda a mejorar la salud y reducir el riesgo de una enfermedad coronaria. También ayuda a aumentar la energía y a disminuir el índice de grasa corporal además del riesgo de padecer diabetes tipo II. Por si todo esto fuera poco, varios estudios aseguran que también te ayudará a disminuir mucho más calorías a diario.

10,000 pasos equivalen a, aproximadamente, 8 kilómetros

Debes saber que aunque lleves un ritmo de vida muy activo, llegar a esta meta no es fácil si no haces un esfuerzo extra.

¿Cómo lograrlo?

Puedes utilizar un monitor que tenga podómetro, el cuál te ayudará a contar tus pasos, existen muchas marcas que puedes conseguir en Internet, desde un Apple Watch hasta Smartwatch económicos.

  • Si vives cerca de tu lugar de trabajo, evita tomar transporte y camina hacia él. Si vives un poco más lejos, procura bajarte de tu coche o del transporte unas cuadras antes para caminar unos cuantos metros más.
  • En tus tiempos de descanso en el trabajo, procura salir a relajarte y dar una pequeña caminata. Además de crecer tu cifra de pasos, te permitirá despejarte un poco de la rutina de diario.
  • Un poco de ayuda extra no está mal. Si tienes una caminadora en casa, utilízala unos 30 minutos diarios. Para hacer más amena la actividad puedes ver una serie en Netflix o escuchar tu música favorita, el punto es llegar a la meta.
  • Los fines de semana también sirven, así que sal a caminar un buen rato. Puedes continuar con la rutina de caminata también en tu tiempo libre. ¡Todo sea por la salud!