Especialista detalló a Nueva Mujer los riesgos de sufrir diabetes durante el embarazo

El control prenatal precoz es fundamental para tratar la diabetes gestacional y prevenirla.

El aumento de los valores de glicemia en ayunas mayor a 120 miligramos se conoce como diabetes gestacional, es decir, una enfermedad que se desarrolla durante el embarazo y que puede desaparecer una vez nazca el bebé.

“El control prenatal precoz es fundamental. Solo el especialista puede hacer los despistajes necesarios para dar un diagnóstico precoz e instaurar el tratamiento oportuno”, detalló a Nueva Mujer la ginecóloga y obstetra Silvia Medina.

La especialista precisó que una vez que la mujer sepa que está embarazada debe:

Iniciar de manera precoz el control prenatal más aún si la paciente tiene historia clínica con diabetes o aumento a la resistencia a la insulina.

Hacer despistaje de diabetes gestacional como prueba de tolerancia a la glucosa por vía oral sobre todo en el tercer trimestre por el riesgo descrito.

Contar con laboratorios clínicos especializados y confiables.

Monitoreo estricto clínico y ecográfico del feto con scaner adecuado de malformaciones propias de esta patología obstétrica.

De no cuidarse de manera adecuada y llegar a desarrollarse la diabetes gestacional la madre puede sufrir las siguientes consecuencias médicas a partir del segundo trimestre del embarazo:

Riesgo a quedar diabética posterior al embarazo.

Hipertensión arterial

Daño a órganos nobles como riñón, daño microvascular, daño al cerebro y al corazón.

Riesgos para el bebé

La mezcal aberrante de glucosa y el aumento de insulina (hiperinsulinemia) produce sobre el feto en el primer trimestre:

 Malformación congénita y restricción del crecimiento intrauterino.

 En el segundo y tercer trimestre

Macrosomía fetal que es que los recién nacidos pesan más de cuatro kilos al nacer.

También produce hipoxia crónica, viseras grandes y con mal funcionamiento hasta muerte en útero.

Se recomienda para evitar la diabetes gestacional:

Ejercicio físico cardiavascular como yoga, caminata, natación, pilates es de gran utilidad

Manejo interdisiplinario es obligatorio, es decir, obstetra, médico internista, nutricionista, biolalista. En conclusión el objetivo es seguir manteniendo la premisa de que el embarazo es una condiciónen la vida de la mujer mas no una enfermedad sin olvidar que hay obligatoriamente especialistas médicos que cuidan el embarazo a feliz término para el binomio madre e hijo

Quieres conocer más sobre el tema puede contactar a la ginecóloga Silvia Medina Suppo silviamedinasuppo@hotmail.com @silviamsuppo

Con información de Mariana Tello

Te recomendamos en video: