Si sacas tu celular mientras comes, fracasaste como persona por esta razón

Un estudio revela que cuando una persona saca su celular en un almuerzo o comida deja con mala impresión a sus acompañantes

Un estudio de la Universidad de British Columbia, Canadá, reveló que las personas que se distraen con su celular mientras comparten una comida con pareja, amigos o familiares, disfrutan menos el tiempo con esas personas.

Consideramos que es la manera más fea el que no nos presten atención en cualquier circunstancia, sin embargo mientras comemos se desgastan las relaciones porque es un momento muy íntimo y de convivencia con la gente.

Para el estudio, los investigadores pidieron a más de 300 personas (que no sabían que estaban siendo monitoreadas para evaluar el uso de sus dispositivos móviles) que fueran a cenar con amigos o familiares en un restaurante. Los participantes fueron asignados aleatoriamente en dos grupos: uno debía dejar el celular en la mesa, y el otro guardarlo.

Luego de la comida, el grupo de investigadores les pidió a los voluntarios calificar la experiencia y reportar cuánto la habían disfrutado, dando como resultado que quienes habían usado el celular habían estado más distraídos y aburridos. Además, como grupo, dijeron haberse sentido insatisfechos con la experiencia en general.

El teléfono en el bolsillo

Elizabeth Dunn, autora principal y profesora del departamento de psicología del estudio, dijo ante ScienceDaily que la investigación reveló la importancia de las interacciones cara a cara, ya que son necesarias para el bienestar de cada uno: «Este estudio nos dice que, si realmente necesitas tu teléfono, no te matará usarlo. Pero hay un beneficio real y detectable al guardar tu teléfono cuando pasas tiempo con amigos y familiares».

Si bien pareciera que los celulares nos mantienen más en contacto con las personas que queremos, usarlo en exceso y sobre todo cuando comes, además de ofender a la otra persona, también genera que no disfrutes al máximo el encuentro, te aburras y perjudiques fuertemente el vínculo con tus allegados.

Sácalo de tu vista y disfruta del momento.