¿Cómo y dónde buscar pareja por Internet de manera segura?

Descubre las ventajas de encontrar el amor a través de la pantalla de tu móvil

Cuando menos te lo esperas aparece el amor. Y esto también ocurre respecto al lugar. Encontrar el amor es algo inesperado porque a Cupido le gusta atacar por sorpresa. Así que si no quieres quedarte sentada esperando que el diosecillo haga su trabajo, lo mejor será que te pongas a buscar el amor por ti misma. ¿Dónde? En Internet. ¿Cómo? Descubre cómo buscar pareja por Internet y no morir en el Intento.

¿Dónde buscar pareja por Internet?

Lo primero que debes hacer para buscar pareja en Internet es elegir el lugar. Sí, Internet equivale a una gran zona de copas donde tú tienes que elegir el tipo de bar en el que quieres ligar. Eso suponiendo que te acuerdes de cómo se ligaba en el bar. El caso es que tienes varias opciones:

Webs de contactos

Estas páginas de citas son generalmente de pago y están orientadas a buscar pareja, pero pareja de verdad, pareja estable. La gente acude a esas páginas estableciendo unos criterios determinados sobre su pareja ideal y, advertimos, según pasa el tiempo habrá que ir flexibilizando esos criterios. Muchas, pero muchas parejas felices han salido de una web de contactos.

Aplicaciones para ligar

Las aplicaciones para ligar, con Tinder en el trono, están orientadas a un escarceo sexual, pero ya de paso se puede encontrar amistad y de vez en cuando el amor. Apunta porque hay muchas posibilidades además de Tinder: Happn, POF, Match.com, OkCupid y el clásico Badoo.

Redes sociales

¿Quién no se ha enamorado alguna vez entre los likes de Facebook? Las redes sociales no están concebidas para encontrar el amor, pero las personas inteligentes lo son porque utilizan todos los recursos a su alcance para conseguir su objetivo. Así que no descartes Facebook, Twitter o Instagram para encontrar pareja.

¿Cómo encontrar pareja por Internet?

Ahora que ya tienes elegido el lugar o los lugares de búsqueda, te estarás preguntando por el método de actuación. Sigue los pasos:

  • Crea un perfil verdadero, con fotos realistas y anotaciones que se ajusten a tu personalidad. Procura alejarte del postureo en la medida de lo que puedas.
  • El tema de las mentiras en Internet es un hecho, pero no te obsesiones. Guarda en un rincón de tu cabeza que puede que ese chico con el que estás chateando te esté contando un cuento chino, pero es solo una posibilidad. No todos lo hacen.
  • Una vez que conectas con alguien está bien unos días de charla previa. A no ser que por algún motivo te urja tener un encuentro sexual ya. En el chat puedes descubrir, entre otras cosas, si tiene faltas de ortografía, si tiene sentido del humor y si está interesado en ti.
  • No alargues la relación por chat aunque te ponga nerviosa la idea de encontraros cara a cara. Recuerda que estás buscando el amor, no un amigo virtual.
  • Vigila que no te esté haciendo breadcrumbing, que está muy de moda ahora. Vigila que no esté simplemente allanando el terreno contigo por si acaso algún día se queda sin plan. Eso lo descubres si cuando le propones la primera cita, él te da largas.

¡Primera cita ya!

  • A partir de la primera cita, ya no se considera amor por Internet y suponemos que ya tienes cierta experiencia en estas lides. Así que ¡buena suerte!

Y tú, ¿has encontrado pareja en Internet?