Dejar de sentir hambre y baja de peso: la promesa del Método Ravenna que acaba de llegar a Chile

El método contempla una dieta hipocalórica que te ayuda a dejar de sentir hambre, grupos de apoyo y ejercicio personalizado.

Bajar de peso es un tema, mantenerlo y educarnos sobre cómo alimentar nuestro cuerpo es un asunto completamente distinto. Las dietas y sus típicos efecto rebote son ejemplo de ello. Hay metodologías para adelgazar que tienen todos estos factores considerados, pero necesitan constancia y perseverancia. Uno de ellos el llamado Método Ravenna que llegó recientemente a nuestro país.

El método Ravenna fue inventado por el reconocido Dr. Máximo Ravenna, y trabaja  a nivel cognitivo-conductual y emocional  para lograr una baja de peso de rápida, segura y sin medicamentos, a través de un sistema donde un equipo interdisciplinario participa de forma constante y presente de tu proceso. Famosos como la argentina Susana Giménez o la ex presidenta de Brasil Dilma Rousseff lo han usado con óptimos resultados.

método ravenna Método Ravenna: la promesa para bajar de peso y dejar de sentir hambre

Lo particular es el tipo de alimentación es que: no puedes consumir bebidas alcohólicas, elimina los carbohidratos refinados, es baja en calorías, en grasa y en índice glucémico, a través de una dieta hipocalórica que no tiene carbohidratos refinados ni harinas refinadas, pero sí tiene de los carbohidratos de los más complejos o saludables que están en las frutas y verduras.

¿Cómo logras no sentir hambre? A través de un proceso llamado saciedad metabólica o cetosis, que consiste en un estado metabólico donde se oxida la grasa y los llamados cuerpos cetónicos anulan la sensación de hambre. Nuestro combustible pasa a ser nuestra propia grasa.

"La dieta con la que nosotros trabajamos es una dieta que permite no sentir hambre, son cuatro comidas por día, de bajas calorías que permite entrar en este estado de saciedad metabólica o cetosis que colabora con la capacidad de no sentir hambre", dice Franco Melchior, representante del Método Ravenna en Chile.

Todo comienza con una evaluación inicial donde mediante una consulta clínica, nutricional y análisis de laboratorio, se establece un plan nutricional personalizado, considerando los resultados de las mediciones y observaciones médicas. Luego, te unes a grupos de apoyo terapéuticos en los cuales trabajará para rescatar modelos y ejemplos, cambiar pautas de conducta y sostener un compromiso permanente.

No obstante, para bajar de peso necesitas actividad física y este método lo tiene considerado, pero sin sobreexigirte: se realiza de acuerdo al estado físico y posibilidad de cada paciente. "Tenemos un profesor que adapta los ejercicios de manera grupal pero considerando lo individual, agrega Melchior.

método ravenna Método Ravenna: la promesa para bajar de peso y dejar de sentir hambre

Según lo que nos cuenta Franco, el pilar fundamental de este método son los llamados grupos terapeuticos, organizados por los mismos profesionales del centro y que ayudan a entender la relación que tiene cada paciente con la comida.

"Lo que trabajan estos grupos es principalmente el vínculo que tenemos con la comida", dice Franco.

Luego de la baja, se trabaja para aprender a mantener el peso saludable, disfrutando del nuevo cuerpo y logrando una identificación con la nueva figura física, aprendiendo a amar tu nuevo cuerpo manteniendo tu peso.

El vínculo que tenemos con la comida es fundamental para entender por qué nos ponemos a dieta. Tal vez nuestro propio bienestar sea el foco en vez de preocuparnos de simplemente no comer, y el Método Ravenna es un buen ejemplo de ello.

Te recomendamos en video: