Greenpeace estudia agrotóxicos en el Golfo de California

En Sinaloa están asentadas varias empresas de alimentos que deberían poner más de su parte para ayudar a regular el uso de pesticidas y fertilizantes.

El estado de Sinaloa produce el 38% de los vegetales que se cultivan en México y tiene el primer lugar en producción de granos, el lado no tan agradable es que todos estos cultivos requieren una gran cantidad de pesticidas que afectan los ecosistemas de las costas del estado.

Activistas de Greenpeace abordo del Esperanza desplegaron un mensaje para denunciar a marcas como Bimbo, Maseca, Bachoco, La Costeña, Herdez, entre otras que promueven el uso de pesticidas y fertilizantes en el estado ya que la mayoría de sus productos también se producen ahí.

En la manta desplegada se podía leer el mensaje ¡No Manchen!, haciendo referencia al daño que generan estas empresas al Golfo de California.

Cerca de 29 pesticidas utilizados para la agricultura en México están prohibidos en otros países pero el gobierno mexicano aún los permite. El uso de estos fertilizantes ha llegado a niveles exagerados, sobre todo en la parte norte del estado.

Sólo en 2012 se utilizaron casi 120.000 toneladas de plaguicidas y 2 millones de fertilizantes. Algunas de las consecuencias de su uso son el crecimiento excesivo de ciertas algas como ha ocurrido en Quintana Roo, aunque no todas, algunas pueden ser nocivas.

Los restos de estos agroquímicos también se quedan en nuestros alimentos como residuo así que tampoco estamos a salvo de sus efectos. Por esta razón, las marcas deben hacer algo por exigir mejores regulaciones para el uso de estas sustancias.

Greenpeace junto a la Unión de Científicos Comprometidos con la Sociedad están realizando una investigación en el Golfo de California y en ríos de Sinaloa para determinar el impacto de los pesticidas en el agua y entrenar a los agricultores para una producción más ecológica.