8 soluciones radicales para proteger a los ciclistas

En Reino Unido se cansaron de los accidentes de los cilistas y no escatimaron en imaginación para darle solución al problema.

Más vale prevenir que curar, sobre todo cuando se trata de la seguridad en las calles. Muchos ciclistas mueren a causa de la poca seguridad que hay, por la mala calidad o ausencia de ciclovías y por la imprudencia de automovilistas o de los mismos ciclistas, es por eso que en Reino Unido propusieron 8 soluciones para mejorar la seguridad.

1. Licencia y matrícula para bicicletas

Los ciclistas deben inscribirse en un registro nacional, y mostrar algo equivalente a un número de matrícula. Este esquema permitiría rastrear e identificar los ciclistas, supuestamente animándoles a andar con más seguridad por temor a ser atrapados. Sin embargo, la idea no sería eficaz en la reducción de víctimas mortales, ya que solo el 3% de muertes suceden por imprudencias de los mismos ciclistas.

2. Prohibición de vehículos en núcleos urbanos

Muchos defensores de los ciclistas dicen que la prohibición de los camiones en los centros de la ciudad durante la hora punta, como lo hacen en París, mejoraría enormemente la seguridad. Pero algunos quieren ir más allá y prohibir todos los vehículos en centros urbanos. Sin embargo, esta idea no funcionaría, ya que la masa de autos iría por otras vías y congestionaría otros caminos.

Lo que sí es más factible, sería eliminar rutas directas a través de segmentos particulares de una ciudad, y hacer que los recorridos a pie o en bicicleta sean más amigables. Y en cuanto a los camiones de carga (que están involucrados en un gran número de muertes de ciclistas), podrían descargar en depósitos fuera de la ciudad.

sinauto.jpg

3. Permitir a los ciclistas saltarse los semáforos en rojo

En mayo de 2012, París comenzó un juicio en el que a los ciclistas se les permitiría seguir recto o girar a la derecha en un pequeño número de semáforos en la ciudad, incluso si estaban en rojo. Las autoridades parisinas dicen que la prueba ha sido un éxito y que las discusiones sobre la extensión del esquema para el resto de la ciudad se encuentran actualmente en curso.

Sin embargo habría que ser muy cauteloso con esta medida, sobre todo en América, donde la cultura ciclística recién está tomando vuelo, y tomar medidas de este tipo podrían causar más catástrofes que antes.

4. Ciclismo en las aceras

Ya que no hay ciclovías habilitadas en gran parte de las ciudades, muchos ciclistas optan por ir en la calle o en las aceras, donde provoca la molestia de los peatones. Sin embargo, si las aceras son anchas, se podrían dividir y que por un lado pasaran los ciclistas a una velocidad moderada para evitar accidentes, y por el otro lado transitaran las personas a pie.

5. Prohibición de los auriculares

El usar auriculares por las calles se ha hecho muy popular, sin embargo, es un peligro ya que se está distraído y es muy difícil oír si un auto se te acerca, tanto para quienes vana pie como para los que van pedaleando.

Para manejar, incluso una bicicleta, debes tener tus sentidos alerta, para evitar cualquier tipo de accidente, y si escuchar música es una distracción muy fuerte, deberías plantearte la idea de no hacerlo, por tu propia seguridad.

auriculares.jpg

6. Uso de trajes anti-balas

Usar casco, coderas y rodilleras parece no ser suficiente para algunos. Un equipo de médicos canadienses ha ido un paso más allá, y sugirió que algunos ciclistas deben considerar el uso de chalecos antibalas de protección, ya que más de la mitad de las lesiones ocurren en el pecho o en la zona abdominal.

7. Rutas de bicicleta en altura

Una forma efectiva de evitar el tráfico y los transeúntes sería con rutas especiales para ciclistas en altura. Es uno de los métodos más extremos de la separación de bicicletas y autos. Mediante la construcción de una nueva red de ciclovías por encima de caminos y vías férreas existentes, el plan crearía una serie de autopistas de bicicletas a través de la ciudad, con puntos de entrada y salida específicos.

Es una gran idea, sin embargo, algo costosa de hacer, y no todas las ciudades tienen la infraestructura ni los medios para construir una ciclovía en altura.

8. Adiós a los semáforos y señales de tráfico

Los defensores del “espacio compartido” sugieren que los semáforos, marcas viales , barandillas y pavimentos  conspiran al sentido de responsabilidad de los automovilistas., por lo que pretenden sustituir todo eso con un espacio abierto y llano simple, conductores, peatones y ciclistas todos serían más conscientes de los otros, y use el espacio con más respeto.

Una idea bonita e ideal, pero en realidad, muchas personas son imprudentes a la hora de manejar, por lo que estas señales y semáforos son, creo yo, necesarios para una buena convivencia ciudadana.

Y tú, ¿cómo mejorarías la seguridad para los ciclistas?