Por la recuperación de los recursos pesqueros en México

Como resultado de una alianza entre pescadores, organizaciones de la sociedad civil y autoridades, se decretan dos zonas de refugio pesquero en el estado de Quintana Roo, en México.

Desde el año pasado, en el estado de Quintana Roo se creó la Alianza Kanan Kay, en la que participan pescadores, organizaciones de la sociedad civil e incluso autoridades. “Kanan Kay” significa en maya “guardián del pez”. Nombre muy acorde a su objetivo: lograr proteger el 20% de las aguas frente al estado de Quintana Roo para 2015.

¿Cómo se pretende lograr este ambicioso objetivo? A través de las zonas de refugio pesquero. Pero, ¿qué son las zonas de refugio pesquero? De acuerdo a la Ley General de Pesca y Acuacultura Sustentables, se trata de zonas con las siguientes características:

  • Son áreas delimitadas en las aguas federales.
  • Su finalidad es conservar y contribuir al desarrollo de los recursos pesqueros y de su entorno.
  • Para lograr la reproducción, crecimiento o reclutamiento de los recursos pesqueros.
  • Puede ser de forma natural o artificial.

En pocas palabras, se busca que las zonas que podrían ser críticas para la subsistencia de las especies marinas sean protegidas y restauradas, para repoblar las especies con importancia ecológica y comercial.

¿Qué se ha logrado hasta ahora? El pasado 13 de septiembre, la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) – tras solicitud de diversas cooperativas de pescadores y con la opinión técnica del Instituto Nacional de Pesca (Inapesca)  – estableció una red de zonas de refugio pesquero en la Reserva de la Biosfera Banco Chinchorro, así como en Punta Herrero, que es parte de Reserva de la Biosfera Sian Ka´an.

Esto significa la protección de más de 130 km2. En esta nueva red se prohibe realizar actividades de pesca con fines de autoconsumo y comerciales. La única pesca que aún se permite es la deportiva, en su modalidad de captura y liberación.

Aún quedan pendientes algunas acciones para lograr la creación de más refugios pesqueros. Por ejemplo, aún no está determinado el procedimiento que debe llevarse a cabo para establecer estas zonas. Para ello, se publicó el proyecto de norma para regular este procedimiento y se espera que los interesados envíen sus comentarios para mejorarlo. También se tendrá que esperar un plazo de 5 años para determinar si hubo una recuperación en la biomasa y si es necesario continuar con el refugio.

Fuente: Acuerdo por el que se establecer una red de zonas de refugio pesquero en aguas marinas de jurisdicción federal ubicadas en las áreas de Banco Chinchorro y Punta Herrero en el Estado de Quintana Roo (Diario Oficial de la Federación) y Aumentan refugios en Quintana Roo (Alianza Kanan Kay)