Proyecto Pascua Lama debe cumplir con reglas medioambientales

El Presidente Sebastián Piñera declaró que la continuidad de las operaciones de la empresa minera Barrick dependen de que cumpla con las normativas medioambientales del país.

Durante su reciente visita a Canadá, el mandatario sostuvo que la canadiense Barrick debe atenerse a las leyes del país en materia medioambiental si desea continuar con la explotación de la mina Pascua Lama. Frente al Primer Ministro canadiense, Stephen Harper, el Presidente chileno aseguró que “Canadá es uno de los tres más importantes inversores extranjeros en Chile. Y durante la última década se ha convertido en el primero. Por tanto me gustaría iniciar este comentario diciendo que las inversiones canadienses son bienvenidas en Chile”.

Al ser consultado sobre la situación de Barrick Gold, Piñera explicó que la inversión canadiense se aprobó en 2001 y luego re-aprobada en 2006, donde se le pedía a la compañía “una valoración de impacto medioambiental. Pero la compañía no cumplió con todo lo establecido en esa valoración”. A continuación agregó que “hemos identificado 23 áreas en las que tienen que mejorar su comportamiento en relación con el medio ambiente. Y la compañía ha aceptado eso. Espero que la compañía cumpla todas las condiciones que fueron establecidas desde el principio, cuando esta inversión fue aprobada”.

Finalmente, Piñera tranquilizó a los inversionistas canadienses y les aseguró que en el país hay un sistema democrático y la ley es quien decide sobre las inversiones, en particular el criticado proyecto minero.

Para Matías Asún, director de Greenpeace en Chile, “las palabras del Presidente Piñera avalan una sanción débil y cómoda para la empresa, ignorando el enorme y diverso prontuario ambiental que Barrick acumula desconociendo la ley y actuando por su propio criterio”. Desde la organización ambientalista añaden que “la sanción es una “paralización” que, en la práctica, garantiza tiempo para que Barrick construya las instalaciones que literalmente adeuda para funcionar con los mínimos que se les exigen en la resolución de calificación ambiental, es decir para que Barrick siga funcionando y pueda volver a afectar glaciares y los ecosistemas de la zona y a las comunidades que allí habitan”.

Asún destaca que la “la multa de la Superintendencia de Medio Ambiente omite el prontuario ambiental y favorece lo que la empresa ha estado solicitando a las autoridades; no se aplicó la máxima severidad de la ley en tanto la superintendencia tenía herramientas y antecedentes de sobra para retirar de forma definitiva los permisos ambientales y con ello transmitir una señal clara de respeto a la ley y el medio ambiente. La señal fue débil e insuficiente, y seguimos en deuda”.

Por si fuera poco, Barrick pagó sólo el 75% de los montos estipulados, con lo que se ahorró unos 2.000 millones de pesos de multa.

Links:

Fuente: Piñera: Barrick tiene que cumplir con las reglas medioambientales para seguir con Pascua Lama (DF.cl)