10 maneras para evitar enfermarte en el trabajo

Somos muchos los que contagiamos al resto con nuestros achaques. Es importante mantener una rigurosa higiene, beber agua en abundancia y tomar resguardos con vitaminas y una dieta saludable, entre otras cosas.

Cuando existe un aumento en los cuadros de gripe, los lugares que mantienen alta concentración de gente son los más afectados con contagios que rotan y que parecen no terminarse jamás. Hay muchos estoicos y responsables funcionarios que siguen yendo a trabajar, dadas además las condiciones laborales donde los descuentos son considerables. Es por eso que más vale tomar nota de estos 10 importantes consejos para que no te contagies con una enfermedad en el trabajo.

1. Lava tus manos seguido:

Parece obvio, pero es una medida que tienes que extremar en casos como estos. Al llegar al trabajo luego de la travesía en donde mantuviste contacto con cientos de otras personas, luego de ir al baño, después de saludar, de comer y ojalá cada tanto tiempo, deberás lavarte con agua y jabón desinfectante.

2. Desinfecta el área de trabajo:

Más si estas en estos mesones compartidos. Es importante utilizar alcohol o cloro, para matar toda posibilidad de enfermedad. Son útiles esos aerosoles, aunque pueden desencadenar alergias, por lo cual opta por limpiar con toallas desinfectantes.

3. Cuídate de los enfermos:

No se trata de que seas un indolente, pero intenta no tener mucho contacto con los enfermos evitando el saludo o despedida con contacto físico.

resfriado660x550.jpg

4. Toma suplementos, aunque lo ideal será una dieta recargada de vitaminas:

Si bien sabemos que no debemos abusar de los suplementos alimenticios, cuando tenemos las defensas bajas y ya estamos alimentándonos correctamente, es bueno consultar con un especialista la posibilidad de ingerir complejos vitamínicos para que no nos entren balas.

5. Sal de la oficina en tu hora de colación:

Ya no son pocos los trabajos que no tienen buena ventilación, que ocupan nada más que aire acondicionado. Por lo cual tomate unos minutos para salir afuera, cuidando que los cambios de temperatura no te afecten, para respirar aire que no esté viciado. Así ayudas a que tu cuerpo pueda combatir mejor contra las fuerzas enemigas.

6. Bebe líquido:

Agua de preferencia. Es un excelente depurador y cuando estas con gripe o resfrío ayuda a que te recuperes mucho más rápido. De hecho puedes visitar nuestro artículo: Combate el resfrío con ocho “agüitas” naturales y tres secretos de la abuela.

infusion660x550-2.jpg

7. No te toques la cara:

Acá reside el mayor número de gérmenes, más del 90%!,  así es que haz el esfuerzo por no tocar tu cara y trasladarlos de lugar o meterlos directo en tu boca.

8. Evita comer en el casino o en los servicios de cafetería de la empresa:

Cuando existe un rotavirus es mucho más probable que te contagies mientras comes junto a algún enfermo.

9. No compartas artículos de oficina:

Los lapices y otros objetos pueden transportar virus y bacterias. Intenta no pedir nada prestado si existe una ola de infección.

10. Evita los cambios de temperatura:

En el trayecto al trabajo al salir de tu casa, en el trasporte, luego en la calle y finalmente en el trabajo y cuando sales de él, hay muchas diferencias de temperatura. Intenta siempre mantener regulado tu calor corporal. Si andas en bicicleta, ten en cuenta que te dará calor, lo mismo que si tomas el metro o el microbus que va demasiado lleno. Deberás desabrigarte para volver a abrigarte una vez terminado el trayecto.

Fuente: How Can You Avoid Getting Sick at Work? (Cha Cha)