¿Cuál es la calidad nutricional del “Recetario de Lavín”?

Una cosa es que el gobierno chileno ante un país desigual lance lo que viene a ser un “manual del buen pobre” naturalizando la miseria y otra es la calidad de cada una de las recetas presentada por el el ministro de Desarrollo Social, Joaquín Lavín.

Todos nos escandalizamos y me incluyo. No por las recetas, pues siendo bien sincera me parecieron bastante saludables, sino por el sentido y la presentación que dio la autoridad a lo que viene a ser un verdadero “manual del buen pobre”, naturalizando la miseria en la que viven “cientos de miles” como diría Piñera, a raíz de que Chile es un  país vergonzosamente desigual.

Si tomamos en consideración las diferencias de ingresos que van en el orden de 40 veces entre el quintil más pobre y el más rico y por supuesto la segregación que existe en el acceso a calidad de salud, vivienda, educación y trabajo, además, de la concentración del desarrollo en la región metropolitana en desmedro de las regiones, todo esto cruzado por las enormes utilidades de empresas transnacionales del sector primario exportador, que tributan montos por debajo de los que el propio mercado es capaz de aceptar gustoso en otras latitudes y que causa tras sus faenas un costo socioambiental abrumador, sabremos que las medidas de un gobierno no pueden ser enseñar a comer con menos dinero, sino que hacer una reforma tributaria que permita tener un país más justo.

Pero vamos al asunto. El “Recetario de Lavín”, como se le ha llamado a la iniciativa “Recetas para Ahorrar y Saborear a la Chilena” , es una iniciativa del Ministerio de Desarrollo Social y el  Fondo de Solidaridad e Inversión Social, Fosis, para familias vulnerables, para que puedan darle una alimentación saludable a 4 integrantes por escasos dos mil pesos.

Tomando en cuenta que Chile está entre los 10 países con más sobrepeso del mundo por llevar una dieta basada principalmente en alimentos procesados y dado a que somos los campeones en el consumo de pan y té, comida de verdad típicamente chilena entre los más pobres, es siempre bueno dar opciones de alimentación saludable. También debemos advertir que este tema trasciende a las familias vulnerables, de escasos recursos, es decir POBRES, ya que millones de asalariados se han acostumbrado por sus extensas horas de trabajo que no le permiten cocinar en sus casas, a comer en los “patios de comida” de los mall, esos grasientos y poco nutritivos “combos” de diversas cadenas de comida rápida. Por otra parte, quienes tienen mayores ingresos, como dice el dicho se “aguatonan” proporcionalmente al aumento del status que alcanzan en la pirámide social. La parrilladas, el wisky y los turs obligados por cuanto restaurante exista, también los somete a un estado crítico de salud.

Por eso debemos separar las cosas. Una es la forma que han tenido de presentar este recetario como solución a la pobreza y otra muy distinta el aporte que pueda hacer este recetario a todos sin distinción de clase por su aporte nutricional.

A continuación veremos el aporte nutricional de los productos utilizados en los 20 platos que diseñaron tres conocidos chef: Rocío Ariste,  Paula Larenas y Álvaro Lois, que no son como han ironizado en las redes social, ni dulces para chupar, ni alimentos vencidos o recogidos de la basura.

Repollo:

El famoso “chupe de repollo” lleva como materia prima preferente esta verdura fresca que contiene cada 100 gramos 70 microgramos de vitamina K. Además presenta 0,70 mg. de hierro, 1,70 g. de proteínas, 52 mg. de calcio, 2,40 g. de fibra, 270 mg. de potasio, 2 mg. de yodo, 0,30 mg. de zinc, 4,10 g. de carbohidratos, 8 mg. de magnesio, 5 mg. de sodio, 64,17 ug. de vitamina A, 0,15 mg. de vitamina B1, 0,02 mg. de vitamina B2, 0,80 mg. de vitamina B3, 0,21 ug. de vitamina B5, 0,17 mg. de vitamina B6, 0,10 ug. de vitamina B7, 75 ug. de vitamina B9, 49 mg. de vitamina C, 0,20 mg. de vitamina E, 41 mg. de fósforo, 32 kcal. de calorías, 0,45 g. de grasa y 4 g. de azúcar. Y lejos de ser nocivo por la hinchazón que produce, comer vegetales crucíferos como el repollo aumenta las células protectoras del sistema inmune llamadas linfocitos intraepiteliales . 

Porotos o Frijoles:

Esta legumbre tiene un alto contenido de proteínas sin tener que recurrir a los alimentos de origen animal. Cada 100 gramos, 20 son de proteínas. Además, posee bastante hierro. La polémica mayor fue por la receta llamada “Porotos sin riendas” por lo tanto sin tallarines, que en realidad no son lo más caro del plato. Un paquete para 5 porciones cuesta desde los 300 pesos. El problema es que los porotos con riendas llevan en demasía estas masas las cuales recocidas, pierden su aporte nutricional y terminan solo engordando. Con respecto al problema de flatulencia: entre más tiempo son remojados menor es el riesgo de que “se nos escape el apellido”.

Cochayuyo:

Esta alga sumamente abundante de las costas de Chile, que además genera empleo con una cuestión tan sustentable como la recolección, por 100 gramos secos, contiene : 47,5 g. de Fibra, 12 g. de Proteína, 85 kcal, 1.240 mg. de Potasio, 3.450 mg. de Sodio, 1.150 mg. de Calcio, 1.015 mg. de magnesio, 490 mg. de Yodo, 32 mg. de Hierro. A pesar de que muchos le hagan asco a este excelente alimento, el cochayuyo es muy recomendable en dietas de control de peso. Por un lado es rica en fibra (efecto saciante y combate el estreñimiento), bajo contenido en grasas y alto contenido en yodo. Ayuda en el control de colesterol. Su fibra arrastra parte del colesterol junto con las heces, contribuyendo a reducir sus niveles en sangre. Es ideal para el estreñimiento ya que tiene un altísimo nivel de fibra (47,5 g. por cada 100 g.) Previene el bocio y el hipotiroidismo gracias a su alto contenido de yodo (490 microgramos/100 gramos). Tiene un efecto depurativo debido a su riqueza en ácido algínico. En épocas de cansancio o agotamiento crónico. Su gran cantidad de minerales, proteínas y oligoelementos ayudan a tonificar nuestro organismo. Además, es consejable para la acidez de estómago. Sus mucílagos atrapan los ácidos y ayudan a eliminar su exceso.

Berenjenas:

Son solanáceas como las petunias y el tabaco, es decir posee alcaloides y nicotina en muy pequeñas porciones. Esta información podría hacer más atractivo su consumo. 1313. Lo importante es que tiene flavoides que tiene propiedades antioxidantes, por lo que se recomienda en la prevención de enfermedades cardiovasculares, degenerativas y del cáncer. Por cada 100 gramos contiene 20 calorías, 5.7 g de carbohidratos, 2.35 g de azúcares, 0.19 g de grasa, 1.01 g de proteína, 93% de agua, 0.039 mg (3%)de Tiamina (Vit. B1), 0.037 mg (2%) de Riboflavina (Vit. B2), 0.649 mg (4%) de Niacina (Vit. B3), 0.281 mg (6%) Ácido pantoténico (B5), 0.084 mg (6%) de Vitamina B6, 22 μg (6%) de ácido fólico (Vit. B9), 2.2 mg (4%) de Vitamina C, 9 mg (1%) de Calcio, 0.24 mg (2%) Hierro, 14 mg (4%) Magnesio, 0.25 mg (13%) de Manganeso, 25 mg (4%) de Fósforo, 230 mg (5%) de Potasio, 0.16 mg (2%) de Zinc. Ya saben, si algo es “como las berenjenas” es porque es de verdad super nutritivo y beneficioso para nuestra salud.

Coliflor:

¿Algo más delicioso? Dificilmente y hablo muy en serio. Los fritos de coliflor por ejemplo, para los que solo se necesita un par de huevos o solo harina y un poco de agua. MMM! Me encantan. Y bueno, su aporte nutricional es sobresaliente. Por cada 100 gramos cuenta con 22 g de calorías, 3, 1o g de carbohidratos, 2, 2o g de proteínas, o, 20 g de lípidos, 21 mgr de sodio, 318,00 mgr de potasio, 22 mgr de calcio, 62, 00 mgr de fósforo, 1,00 mgr de hierro, 5, 00 mgr de retinol (mg), 67, 00 mgr de ácido ascórbico, 0,10 mgr de riboflavina, 0,12 mgr de tiamina (B1), 69,00 mgr de ácido fólico, ianocobalamina (B12)y 1, 38 g de fibra vegetal.

Bruselas:

Entre las propiedades nutricionales de las coles de bruselas cabe destacar que tiene los siguientes nutrientes por cada 100 gramos: 1 mg. de hierro, 4,44 g. de proteínas, 33 mg. de calcio, 4,40 g. de fibra, 451 mg. de potasio, 0,70 mg. de yodo, 0,54 mg. de zinc, 3,29 g. de carbohidratos, 22 mg. de magnesio, 9,20 mg. de sodio, 79 ug. de vitamina A, 0,13 mg. de vitamina B1, 0,13 mg. de vitamina B2, 1,03 mg. de vitamina B3, 1 ug. de vitamina B5, 0,34 mg. de vitamina B6, 0,40 ug. de vitamina B7, 101 ug. de vitamina B9, 0,56 mg. de vitamina E, 84 mg. de fósforo, 42,66 kcal. de calorías, 0,34 g. de grasa, 2,80 g. de azúcar y 69 mg. de purinas. Hay que destacar que tanto el coliflor, el repollo, el brócoli o las bruselas ayudan a prevenir el cáncer intestinal y de colon por su gran aporte de fibra a nuestro organismo.

Tomate:

Reconocido científicamente como factor de prevención del cáncer de próstata por su alto contenido en licopeno, fitoquímico que duplica la fuerza de actividad antioxidantes del betacaroteno y se cree que estabiliza los radicales libres creados por el metabolismo corporal. Además poseen betacaroteno y vitamina C. Cada 100 gramos cuenta con 3.3 g de carbohidratos, 0.1 g de grasas, 0.9 g de proteínas, 0.8 g de fibra, 9 mg de sodio, 7 mg de calcio, 19 mg de fósforo, 0.7 mg de hierro, 1100 U.I de vitamina A, 0.05 mg de tiamina, 0.02 mg de riboflavina, 0.6 mg de niacina, 20 mg de ácido ascórbico.

Atún

100 g. de este alimento contienen 18,78 mg. de vitamina B3 y  23,50 g de proteínas. Además: 1 mg. de hierro, 28 mg. de calcio, 230 mg. de potasio, 13 mg. de yodo, 0,70 mg. de zinc, 27 mg. de magnesio, 320 mg. de sodio, 60 ug. de vitamina A, 0,02 mg. de vitamina B1, 0,11 mg. de vitamina B2, 0,21 ug. de vitamina B5, 0,47 mg. de vitamina B6, 7 ug. de vitamina B9, 4 ug. de vitamina B12, 4 ug. de vitamina D, 0,55 mg. de vitamina E, 0,03 ug. de vitamina K, 170 mg. de fósforo, 99,40 kcal. de calorías, 51 mg. de colesterol y 0,60 g. de grasa. Nada más decir que es para relamerse los bigotes y que salvo la concentración de mercurio con la que cargan producto del envenenamiento de nuestros mares a causa del carbón manado de las termoeléctricas, es un alimento perfecto.

Betarragas:

Ese color me encanta. Hoy mismo la comí rallada con limón, pimentón y cebolla, crudita y estaba redeliciosa y te salva de la anemia. Paso el dato.  Su aporte nutricional es impreionante. Cada 100 gramos tiene: 7,00 g. de carbohidratos, 1,00 g de proteínas. 11 mg de calcio, 1,80 mg de hierro, 31, 00 mg de fósforo, 312,00 mg de potasio, 49, 00 mg de sodio, 10, oo UI de vitamina A, 30 mg de vitamina C, 0, 03 mg de tiamina, 0,01 mg de riboflavina, 0, 30 mg de niacina, y 30 calorías.

 

receta660x550.jpg

 

Puedes encontrar en los diversos platillos también en posición destacada las Habas, Zanahorias, Papas, Zapallo Italiano, Zapallo Camote, Membrillo,  todos excelentes alimentos para la salud, que aportan mucho a nuestro organismo. El yogurt lo dejo afuera porque lo que se toma en Chile es leche agria y no yogurt de verdad que obviamente excede bastante el presupuesto que dicen invertirse en estas recetas. 

Si bien como dije antes a todos nos molesta que se tape el sol con un dedo, debemos reconocer que cada una de estas recetas no son malas, sino bastante buenas. Ahora, que sean verdaderamente confeccionadas con menos de dos mil pesos depende de cómo esté la feria, si ha habido paro portuario que permita que lo que se exporte se quede en buena hora en nuestras fronteras reduciendo su precio o si vives cerca de Lo Ovalle, la Vega, o tu feria local, la hermosa Feria Pinto en Temuco, el Crea en Talca, porque sino debes sumarle la cada vez más cara locomoción. Otra cosa es si la compras en el supermercado, donde parece que las verduras fueran de oro por sus altísimos y hasta irracionales precios. Por eso siempre es bueno tener una huertita para el consumo personal 😀 de lo que más prefieras.

Ya sabes, estas no son unas “pobres recetas” aunque hasta las ilustraciones parecen señalarlo.  Lamentablemente fueron presentadas con muy poco tino como “recetas para pobres”, y no como recetas “saludables” para todos los chilenos y chilenas que viven con el pesado y gigantesco fantasma de la obesidad a cuestas.

Link: Según estudio la obesidad sería contagiosa

Los países que más se enriquecen, más engordan

Cinco razones de porqué el sobrepeso daña al medio ambiente